La mujer se encuentra en silla de ruedas

Denuncia que su exmarido violento tiene protección por ser sumariante

Luego de ser golpeada, encontró trabas para denunciarlo y en la Fiscalía no la atendieron.

Denuncia que su exmarido violento tiene protección por ser sumariante

La mujer buscó la asistencia legal del abogado Roberto Mazzucco (h).

La mujer buscó la asistencia legal del abogado Roberto Mazzucco (h).

Una mujer en silla de ruedas denunció por tercera vez a su exmarido, sumariante de la Unidad Judicial Nº 10, por haberla golpeado y señaló que tuvo que atravesar un calvario de malos tratos y humillaciones de parte de la Justicia, que favorece la situación del agresor.

Ana María (nombre ficticio), de 27 años, vivió durante 13 años con el denunciado, con el que tuvo tres hijos.
 
A los cuatro o cinco meses de salir del hospital, tras un accidente que la dejó en silla de ruedas, tuvo que denunciarlo por primera vez por violencia de género y desde allí decidió separarse.
 
Luego vivió otro hecho de similares características y este último fin de semana volvió a ser atacada.

La mujer contó a El Esquiú.com que discutió afuera de su casa con su ex al pedirle que le devuelva el automóvil, que sería de ella.
 
"Yo estaba al lado del auto, él me apretaba del brazo para sacarme de ahí y me tiró de la silla. Me caí y empecé a gritar para que me suelte porque seguía apretándome los brazos y se metieron mis vecinos y me ayudaron. Fue a plena luz del día, delante de todos”, indicó Ana María a este medio.

Seguidamente, intentó denunciarlo en la Unidad Judicial Nº 10 (donde él trabaja), ya que vive en esa jurisdicción, pero comenzó a encontrar una traba tras otra.
 
"Estaba una amiga de él de guardia, me dijo que no sabía si me iba a poder tomar la denuncia, que tenía que hablar con su delegado, que era incómodo para ella, que no podía creer lo que le contaba”, indicó la damnificada.
 
Tuvo que ir a la Judicial Nº 11, donde tampoco le recibieron la acusación y finalmente, tras unas cinco horas de ir y venir, logró que le tomen la denuncia en la Judicial Nº 3, de La Chacarita.

La mujer contó que mientras seguía allí (tuvieron que tomarle la denuncia abajo en la comisaría, ya que la Judicial queda en el primer piso del edificio) bajó el agresor con una copia de la denuncia en su contra y una contradenuncia realizada por él.
 
"Ya le habían avisado todo. A mí me negaron la copia. Él bajó y en tono de burla me las mostró y me decía ‘seguí, yo este jueguito lo sé jugar mejor que vos’”.

Cuando el hombre se retiraba de la comisaría, según la denunciante, le sustrajo una notebook de su auto de forma violenta, delante de sus hijos y una amiga de los pequeños.
 
"Nadie hizo nada, sólo le decían que se calme porque lo conocen y son amigos, le pedían que suba a su auto y se vaya”, indicó la mujer.

"Él se siente impune por ser sumariante”, añadió.
 

Desamparada

La mujer decidió buscar el asesoramiento legal del abogado Roberto Mazzucco (h) luego de una situación que definió como "humillante”, vivida en la Fiscalía.

"Quería hablar con el fiscal porque en la Judicial Nº 3 el que me tomó la denuncia es un vecino de mi exmarido, son amigos y trabajaron juntos. Quería pedir que no sea él quien lleve la causa”, indicó Ana María. Sin embargo, nunca fue atendida en la Fiscalía a cargo de Ezequiel Walther.

"El lunes llegué pasadas las 9, me presenté, me hicieron esperar porque me iba a atender, estuve más de tres horas en la parte de adelante, hasta que casi se hizo la una y nunca me atendieron”, contó la denunciante, quien tuvo que aguardar en la entrada porque no podía pasar con la silla de ruedas por el detector de metales. Sólo se habría comunicado con ella un empleado administrativo, diciéndole que regrese al día siguiente con un abogado.

El exfiscal Roberto Mazzucco adelantó que se constituirá como querellante este lunes.
 
"Vamos a impulsar un poco la causa, plantear restricciones, unas medidas y posiblemente hacer una nueva denuncia por lo que pasó en la comisaría, para ver si hay otro delito”, indicó.
 
"Es insólito que le pidan a una víctima que vaya con un abogado, tenerla sentada tres horas afuera en su situación es denigrante y hasta perjudicial para su salud”, añadió el letrado.

"Yo confío en la Justicia. Creo que esto no va a quedar así nomás, pero es humillante que te peguen y no tener dónde recurrir, ya no sé qué hacer”, concluyó la mujer.

Valorar esta noticia

1% Satisfacción
0% Esperanza
92% Bronca
3% Tristeza
1% Incertidumbre
0% Indiferencia
Comentarios Libres
  1. grafico
    nahuel | 13/08/2017 | 10:21
    Responder (0)
    Pos. (0) Neg. (0)
    #5
    grafico
  2. no opino sobre la situación vivida por esta chica lo cual es totalmente repudiable pero me pregunto, ésta chica no es aquella la cual fue hallada culpable del homicidio de la poetiza del san antonio FME??
  3. grafico
    Nombre | 12/08/2017 | 18:24
    Responder (0)
    Pos. (3) Neg. (0)
    #4
    grafico
  4. No se si no son más peligrosas las sedes policiales y la justicia que los maricones que golpean a las mujeres! Tremenda la indefeccion de las vicimas
  5. grafico
    Catuchex | 12/08/2017 | 18:15
    Responder (0)
    Pos. (1) Neg. (0)
    #3
    grafico
  6. La judicial es un aguantadero de delincuentes.
  7. grafico
    ELSA ESTHER VERGARA | 12/08/2017 | 10:52
    Responder (0)
    Pos. (6) Neg. (0)
    #2
    grafico
  8. Por Dios...hay que ver de movilizarse y ayudar a todas las víctimas de la Justicia, que proteje a los delincuentes vilentos, agresivos como el marido de esta señora que no escatima en seguirla agrediendo, a pesar de su calvario porque la Justicia la atienda. Ojalá el Dr Mazzuco la proteja y la defienda.
  9. grafico
    yoopino | 12/08/2017 | 08:57
    Responder (0)
    Pos. (5) Neg. (0)
    #1
    grafico
  10. Esas actitudes son comunes, dan mucha bronca. Debería intervenir la justicia (la verdadera), investigar las denuncias exonerar tanto al golpeador como a todos los que lo apañan.

Copyright © 2017 El Esquiú.com - Todos los derechos reservado