“Pueblo de las nieblas” (Desmesura del horror)

jueves, 25 de septiembre de 2014 00:00
jueves, 25 de septiembre de 2014 00:00

Autor: Raúl E. Díaz

¡Niquixao, Niquixao, Niquixao!
(Pueblo de las nieblas)
¡Holocausto!
¡Estremecedora oscuridad y horror!
¡La noche invadió tu cielo!
¡Lanza de fuego, el rayo furioso iluminó!
¡El espanto y el clamor del miedo,
irracional de todos se adueñó!

¡De pronto, el río
tornó su silueta cristalina,
en serpiente poseída!
¡Retorciendo su hinchado lomo,
de champa, barro y piedra,
desparramando su rugiente recorrido!

De lado a lado de su cauce corrompido,
por los míseros ávidos, desmedidos,
buscando incesantes alimentar,
insaciable, su codicia.

¡Embravecido, tirano, asolador!
¡Desgarrando carne y sangre a su paso,
cual feroz, impío azote!
¡Como si fuera castigo de los dioses,
cobrándose por la vida,
de los Antiguos de la Raza,
dueños legítimos, originales de la Pacha!
Aniquilados por emisarios de la muerte,
¡en nombre de Dios y los reyes de la Iberia!
Niquixao, Niquixao ¡Ay, Niquixao!
¡Aves nocturnas agoraron tu duelo!
Cientos de almas penan, llorando su olvido.
¡Espectros de niebla, siniestros, tu aire surcan!
¡Ambato (ampatu) no duerme!
¡Ya nada será lo mismo!
 

Comentarios

Otras Noticias