Correo & opinión

El ejemplo de “Lealtad”, como bandera para ofrendarla al pueblo

sábado, 17 de octubre de 2015 00:00
sábado, 17 de octubre de 2015 00:00

Este 17 de octubre se cumplen 70 años de la más grande gesta popular y de más hondo y efectivo contenido nacional en la historia de la Argentina, cuando el pueblo movilizado reclamó y logró la liberación de Juan Domingo Perón, punto de partida para el surgimiento del Justicialismo en la escena política del país y los imperecederos ideales por una Patria socialmente justa, económicamente libre y políticamente soberana.

Los mismos valores que los catamarqueños, como todos los argentinos, estamos obligados a defender y a seguir sosteniendo en el presente proceso electoral, ante la disyuntiva de continuar y profundizar las conquistas alcanzadas con las gestiones del Frente para la Victoria (FPV), tanto en la Provincia como en la Nación, o dar paso a la aventura neoliberal de los grandes grupos concentrados y la oligarquía solapada en circunstanciales alianzas partidarias, al acecho de los supremos intereses nacionales y populares.

Las metas de la independencia económica como las del perfeccionamiento social para el conjunto de los argentinos siguen siendo irrenunciables para quienes nos consideramos herederos del legado de Perón y su inmortal compañera “Evita” -junto a los más humildes de esta Nación-, protagonistas centrales del acontecimiento que hoy evocamos.

La recuperación de nuestro patrimonio colectivo y sus fuentes económicas como los presidentes Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner, lograron reencauzar con la recuperación de Anses, YPF, Aerolíneas Argentinas y los Ferrocarriles, o el más reciente y férreo posicionamiento del Gobierno Nacional ante las pretensiones de los “fondos buitre” por usurpar nuestros derechos soberanos en el manejo y control de la economía nacional, son manifestaciones que se enraízan con las mismas motivaciones que dieron origen al 17 de octubre de 1945.

El mismo objetivo común y superior del bienestar colectivo tiene vigencia plena en Catamarca, con la más grande obra pública destinada a la construcción de viviendas, escuelas, hospitales, rutas y ámbitos de asistencia y recreación comunitarios desarrollados por la presente gestión de la compañera gobernadora Lucía Corpacci, en paralelo con el sustancial mejoramiento de los servicios públicos a partir del control y administración de las empresas prestatarias, la ampliación de postergados requerimientos, como las obras de gas o cloacas, y la asistencia con multiplicidad de planes y acciones destinados a las más variadas actividades industriales o agro-productivas de toda provincia.

En la Nación, como en la Provincia, el ejemplo y el mensaje del 17 de octubre de 1945 siguen derribando las barreras del desánimo y de las injusticias sociales, que por largos años impidieron nuestro crecimiento y libre desenvolvimiento como pueblo que aspira la sana convivencia y una vida en paz, con inclusión y oportunidades para todos los argentinos y todos los catamarqueños.

Como entonces, la unidad del pueblo y el gobierno surgido de aquella memorable y nunca igualada movilización, volverán a manifestarse este 25 de octubre en la ratificación de un rumbo que procura persistir en el bienestar general de quienes habitamos este bendito suelo, en el marco de nuestra fraternidad nacional, con la protección y engrandecimiento del patrimonio común, y la reafirmación y el respeto por los derechos que entre todos supimos conseguir.


Partido Justicialista de Catamarca

Comentarios

Otras Noticias