A telón abierto

martes, 8 de diciembre de 2015 00:00
martes, 8 de diciembre de 2015 00:00

En la entrega anterior de nuestra columna, dimos a conocer la última creación de Los Cabales, grupo integrado por Luis Bazán y sus hijos Leandro, Fernando y Laureano. Hoy, calentito, recién sacado del honor, le presentamos el CD “Hermanos en la vida y en el canto. Carlos y Luis Bazán”. Con marcado sabor a Catamarca, el ex Trío San Javier cumplió con una asignatura pendiente casi al final de su dilatada y exitosa carrera artística: grabar un disco con su hermano Luis, hacerlo en nuestra provincia con temas de poetas catamarqueños y acompañados por músicos locales. No podía faltar en la grabación “Madre provinciana”, inspirada en doña Purita de Bazán; una grata novedad como “Cosas de Catamarca”, canción de Blanca Argentina Cano y su desaparecido hermano Carlos, esa que habla “de un romance de siglos entre mi ciudad y el viento”; la Zamba del Encuentro, que rememora aquellas noches de guitarreadas en el entrepiso del Hotel Ancasti, allá por la década del ’80, cuando Carlos todavía era solista en compañía de la poesía de María Elena Barrionuevo y una recomendación especial, “Evocación”, una hermosa zamba que habla del amor a Recreo, el pueblo natal del trovador, realizada junto al recordado Eduardo “Pocho” Lábaque.
********
“Hermanos en la vida y en el canto” fue grabado el año pasado en los estudios de grabación digital “El Cerrito”, bajo la asistencia técnica de José “Pepe” Moreno, más el aporte musical del notable músico Raúl Zaffe (primera y segunda guitarra de base y charango), Julio Herrera (violín) y el propio “Pepe” Moreno en guitarra eléctrica. El orden y número de temas es el siguiente: “Bien catamarqueño” (chacarera de Luis Bazán y Julio Herrera), “Madre provinciana” (canción, Carlos Bazán), “En tu nombre, Señor” (huayno de Carlos Bazán - Alfredo Torres), “De Catamarca a Atacama” (cueca de Carlos Bazán - María Elena Barrionuevo), “Cosas de Catamarca” (canción de Blanca Argentina Cano - Carlos Cano), “Hombre de monte adentro” (chacarera de Luis Bazán - Julio Herrera), “Eterno amor a Recreo” (milonga de Carlos Bazán - Alfredo Torres Becerra), “Volví a Tinogasta” (zamba de Carlos Bazán y Roberto Sánchez), “Zamba del Encuentro” (zamba de Carlos Bazán - María Elena Barrionuevo), “Evocación” (zamba de Carlos Bazán y Eduardo Lábaque), “Señora tonada“ (tonada de Carlos Bazán) y “Febrero en Fiambalá” (huayno de Luis Bazán - Julio Herrera). La idea del lapaceño triunfador es presentar este disco en un show en vivo en el Cine Teatro Catamarca, en los primeros meses del año que viene, junto a otros artistas catamarqueños especialmente invitados para la ocasión.
********
Ayer se cumplió un nuevo aniversario del fallecimiento del gran folklorista de nuestra provincia, don Manuel Acosta Villafañe. Su deceso se produjo en Buenos Aires el 7 de diciembre de 1956. Cuenta don Arnaldo Raúl Molina en su libro “La canción popular de raíz folklórica de Catamarca” que don Manuel “fue un buen amigo, cordial, alegre y generoso que dejó una profunda impresión en quienes lo conocieron. Fue un ‘escuchado’, es decir alguien que tenía cosas para decir, pensamientos para transmitir con visión poética de la vida y que gozaba de la conversación llena de expresiones gauchas y sabias; pero a la vez modesto y de palabras sólo necesarias. Fue un hombre bueno y justo, pero también un músico y poeta bohemio simple, natural y auténtico. Amaba a su tierra y a su gente y lo decía con sensibilidad y sencillez, utilizando para ello todos los ritmos folklóricos de la región, porque no quería que tamaño tesoro se perdiera en el olvido. Don Manuel mostró a través de sus canciones los costados más valiosos, puros e íntimos del ser catamarqueño”. Regresó en cenizas a su Santa María natal el 4 de marzo de 1995. Se hicieron realidad sus versos: “Por lejanas tierras anduve / mi vida fue caminar / veinte años sufrí de ausencia / y al fin pude retornar”, de la zamba “Zambita de mi retorno”.
********
En el bar céntrico no cabía un alfiler. La saludable presencia de los peregrinos le daba un toque de distinción a la vida en esta ciudad. “Los de siempre” tenían un sólo motivo de discusión: la ceremonia de asunción del nuevo presidente, convertido en tema nacional (¡¿!?).
-Periodista jubilado: Los invito a definir en pocas palabras la polémica por el traspaso del poder.
-Bailarín: Vergonzoso.
-Poeta: Patético.
-Comerciante de la peatonal: Absurdo.
-Docente jubilada: Tragicómico.
-Periodista jubilado: Penoso y triste.
-Mozo: Chicos, chicos… ¿Y qué esperaban? ¿Desde cuándo las cosas son normales en este país? Y les digo más: temo lo peor el día jueves.
-Bailarín: Largá, largá, no te hagas el misterioso.
-Mozo: ¡Y ustedes no se hagan los desentendidos! Temo que haya disturbios en Buenos Aires.
-Jubilada docente: ¡La jeta se le haga a un lado! Sería lo peor que nos pueda pasar; estaríamos dando una imagen lastimosa al mundo entero.
-Poeta: Ojalá pueda más la sensatez y la responsabilidad de nuestros políticos.
-Mozo: Disculpen, pero yo no espero nada bueno de nuestros políticos. Hace rato que vienen mostrando la hilacha y son los protagonistas de grotescos espectáculos televisivos. ¿Ustedes qué ven?
-Periodista jubilado: Es increíble. No se puede haber caído tan bajo. Y es la misma gente que nos habla de calidad institucional, de respetar la Constitución, de respetar la ley. Se parecen a una banda de forajidos peleando por un botín, con el perdón de los forajidos.
-Bailarín: ¡Pobre país! Los políticos no tienen idea del daño que le están haciendo.
-Periodista jubilado: Juro que me hace acordar a la tira que salía en Clarín, la del Negro Fontanarrosa, cuando al final el perro Mendieta le decía a don Inodoro Pereyra: ¡Que lo parió!
-Mozo: Ssshhh… despacio, hay muchos turistas.
Dio la media vuelta y se fue silbando “Nos vamos poniendo viejos”, del gran Víctor Heredia.

Comentarios

Otras Noticias