Musicología: Gótica, pop e hipnótica, Billie Eilish en 5 canciones

lunes, 29 de junio de 2020 11:46
lunes, 29 de junio de 2020 11:46

Billie Eilish, la estrella pop nacida en Los Ángeles, California, logró ganar con su álbum “When We All Fall Asleep, Where Do We Go?”, publicado el 29 de marzo de 2019, cinco premios Grammy y ha cautivado la atención de millones de jóvenes con su música y estilo propio.
Hoy en Musicología, vamos a hablar y analizar cinco de sus canciones.

Empezamos con “Ocean Eyes”

“El año pasado, uno de mis maestros de baile me preguntó si escribiría una canción o si mi hermano podría escribir una canción para coreografiar un baile. Pensé, 'sí, ¡eso es algo genial!' Entonces, mi hermano vino a mí con ‘Ocean Eyes’, que había escrito originalmente para su banda. Me dijo que pensaba que sonaría muy bien en mi voz. Él me enseñó la canción y la cantamos juntos junto a su guitarra y me encantó, estuvo atrapada en mi cabeza durante semanas. Simplemente decidimos que esa era la canción que íbamos a usar para el baile. La subimos en SoundCloud con un enlace de descarga gratuito al lado para que mi maestro de baile pueda acceder a él. No teníamos intenciones para eso, de verdad. Pero básicamente de la noche a la mañana, muchas personas comenzaron a escucharlo y compartirlo. Hillydilly, un sitio web de descubrimiento de música, lo encontró y lo publicó y se hizo cada vez más grande. Fue realmente increíble. Luego, Danny Rukasin, quien ahora es mi manager, se acercó a mi hermano y le dijo: 'Amigo, esto se volverá enorme y creo que necesitarás ayuda en el camino. Quiero ayudarlos’”, cuenta la cantante.

Analizando la canción, Eilish se sumerge en un dream pop donde compara el amor con caerse de un acantilado. Una canción debut con una descripción profunda para una niña de 14 años.

Siguiendo con “Bury a Friend”, una canción que comienza con un fraseo: “¿Qué quieres de mí? ¿Por qué no huyes de mí? ¿Qué estás pensando? ¿Qué es lo que sabes? ¿Por qué no me tienes miedo? ¿Porqué te preocupas por mí?, cuando nos quedamos dormidos, ¿A dónde vamos?”.

Eilish dijo que decidió escribir desde la perspectiva de “su propio monstruo”. La pregunta final ‘Cuando todos nos dormimos, ¿a dónde vamos?’ se puede interpretar de varias maneras. Eso hizo Eilish, quien se pregunta si hay una vida después de la muerte, sobre el sonambulismo o cómo somos nuestros peores enemigos: “También confieso que soy este monstruo porque soy mi peor enemigo. También podría ser el monstruo debajo de tu cama”.

La frase que le da nombre a la canción, Bury a Friend, traducida como “Entierra a un amigo”, quiere decir que se despide de su amigo, el rapero XXXTentacion, el día en que éste falleció (18 de junio de 2018, a los 20 años de edad). Eilish y su hermano Finneas O'Connell co-escribieron la canción y fue descrita como synth pop y electrónica, la cual según reseñas de prensa, los ritmos del hip hop, la percusión y un sintetizador le proporcionan una instrumentación minimalista.
Dentro de las letras oscuras y violentas, Eilish canta desde la perspectiva de un monstruo debajo de la cama de alguien; su voz es sutil y tratada con capas de efectos vocales.

Tras su lanzamiento, la canción recibió críticas generalmente positivas por parte de los críticos de música, los cuales elogiaron su naturaleza oscura y sus letras. La canción también se comparó con la música de Marilyn Manson, Lorde y Kanye West.

Tercera en nuestra lista: “When The Party’s Over”

En esta pieza, Eilish demuestra que es capaz de hipnotizar a su audiencia con una especie de performance en cual bebe un vaso con un líquido de color oscuro y comienza a transformarse en un ser desgarrado, a medida que le caen lágrimas negras de la cara. Todo hecho desde un  plano transgresor y bello, a su manera.

La cantante de 18 años cuenta que “no es en plan ‘estoy triste’, ¿sabes lo que te digo? When The Party’s Over se trata tan sólo de una frase. Es como ‘te llamaré cuando termine la fiesta, estás al teléfono con alguien, no puedes oírlos, ellos a ti tampoco, hay mucho ruido y están enfadados por alguna razón. Siento como si todos tuvieran un conflicto con alguien y tú estás como ‘¿sabes qué? Déjame sola’”.

Va la cuarta: “All the Good Girls Go to Hell”

La joven de ojos hipnóticos explora la idea de que Dios y el Diablo "miran a los seres humanos como este tipo de personas mansas y simplemente dicen, ‘¿Qué están tratando de hacer aquí?’”.

Continuando desde Bury a Friend, las jeringas inyectadas en la espalda de Eilish le dieron un par de alas gigantes, que representan a la cantante como un ángel caído. Luego cae del cielo y se queda atrapada en el lodo aceitoso antes de ser incendiada y con las plumas de sus alas quemándose mientras camina. Cerca del final del clip, siluetas de mujeres bailando comienzan a formarse en las llamas detrás suyo. El video termina con Eilish, ahora completamente convertida en un demonio, alejándose de las llamas.

Una observación más cercana de la letra sugiere que la canción (y por extensión el video musical) hace referencia al calentamiento global, ya que la propia Eilish aludió a esto al publicar una nota personal en la descripción del video, alentando a sus fanáticos a asistir a las huelgas climáticas mundiales del 20 y 27 de septiembre de 2019, tres días antes de la Cumbre Climática de la ONU de ese año en la ciudad de Nueva York.

La última y nos vamos: “Bad Guy”

Es el tema más popular de la cantante el cual alcanzó el número uno en el Billboard Hot 100 de EE.UU y en varias partes del mundo. Entre los reconocimientos, la canción cuenta con un premio de platino nueve veces otorgado por la Asociación Australiana de la Industria de la Grabación y un séxtuple de la Asociación de la Industria de la Grabación de América.

"Bad Guy" ha recibido otros galardones, incluyendo Record y Canción del Año en la 62a Entrega Anual de los Premios Grammy.

En su composición, predomina el electro pop, el dance pop, el pop trap y el un goth pop; con influencias humorísticas, Eilish usa varias letras irónicas.
"Bad Guy" se inspiró en dos escenas musicales distintas: "Everything Is Not What It Seems" de Selena Gomez y "Satisfaction" de los Rolling Stones.

En la letra, la compositora se burla de un amante por ser un chico malo; a medida que avanza la canción, sugiere que es más dura que él y, según los críticos, la canción también trata temas como sarcasmo y travesuras.
Durante el coro, la cantante desarrolla su relación con otros hombres y mujeres, rechazando sus expectativas sobre ella: "Soy ese tipo malo / Ese tipo que hace que tu madre se ponga triste / Ese tipo que hace que tu novia se ponga celosa / Ese tipo que quizás podría seducir a tu papá / Soy el malo, duh".
Otra parte de la lírica incluye: "A mi mamá le gusta cantar conmigo / Pero ella no cantará esta canción / Si lee todas las letras / Se compadecerá de los hombres que conozco".

Al analizar la letra de "Bad Guy", Caitlin White, de Uproxx, escribió que es "la voz adolescente de una mujer que se jacta de su poder, afirma su dominio sexual y usa a los hombres como juguetes en lugar de cantar acerca de ser utilizada por ellos. Con ‘Bad Guy’ posiciona a una joven estrella del pop femenino en un papel que generalmente está reservado para hombres que trabajan en rock o hip hop".

De las 5 que propusimos, ¿cuál te gusta más? 

33%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
66%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Otras Noticias