Fútbol

La noche gloriosa de Parque Daza

Se cumplen ocho años del primer y único campeonato que consiguió.
domingo, 07 de noviembre de 2010 00:00
domingo, 07 de noviembre de 2010 00:00

El 8 de noviembre de 2002, es una fecha que quedará por siempre en el recuerdo para el Club Parque Daza. Una fecha escrita con letras de oro en la historia de la entidad de Villa Parque Chacabuco, ya que ese día, se consagró por primera vez en su historial como campeón en el fútbol capitalino. En esa calurosa noche de viernes, en cancha de Villa Cubas, Parque Daza se quedaba con el Torneo Apertura de Primera División B, luego de derrotar a Sarmiento mediante una inolvidable definición desde el punto penal, ya que se patearon 14 remates y tan solo se convirtieron tres, para la victoria de 2 a 1 a favor de Parque Daza.
Pasaron los años, y hasta el momento es el único campeonato que ha conseguido el club.
Ocho años después, El Esquiú quiso recordar aquella conquista, y para eso reunió a Gustavo Quinteros, quién fue el Director Técnico de ese equipo, y a los jugadores Efraín Vega, Víctor Ortíz y Walter Juárez, quiénes formaron parte de aquel plantel que quedará en el recuerdo, y que como si esto fuera poco, son jugadores que todavía juegan en Parque Daza, al igual que Sergio Altamirano, que por una cuestión laboral no pudo asistir a la cita.
Todos y cada uno a su manera, recordaron aquella noche, que será difícil de olvidar.

Gustavo Quinteros: “Para mí fue una noche especial porque además era mi cumpleaños. Hasta ahí llegamos luego de un trabajo de cuatro años, que se inició en el año 1999 y se pudo completar un ciclo con un campeonato, que fue lo mejor que me pasó hasta ahora. Yo creo que va a ser difícil superar esa alegría, porque en ese momento estaba con mi padre. Con ese plantel comenzamos todos juntos en los Juveniles y después pasamos todos a Primera.
Fue un campeonato que lo veníamos peleando, ya habíamos perdido una final con Tesorieri y siempre nos quedábamos ahí, hasta que se nos dio la oportunidad de jugar la final ante Sarmiento, de ganarla por penales, una definición larguísima, muy dura, yo estuve tranquilo hasta que llegaron los penales.
Una de las claves fue que veníamos juntos desde mucho tiempo y que los jugadores se mentalizaron que tenían que salir campeón. Además era un grupo muy unido, todos chicos del club, salvo Carlos Cabrera que venía de San Martín de El Bañado, Cristian Montoya y un chico Vergara que venía de Coronel Daza.
Fue la primera vez que vi tanta gente de Parque Daza, se había preparado algo de antemano, no me voy a olvidar la caravana de vuelta al club, la cantidad de autos, y hasta un colectivo con hinchas. Cuando llegamos al club se armó una gran fiesta. Pasaron los años, y para mi fue el mejor momento que pasé en el fútbol.
Hasta el momento es el único título que tiene el club, ojalá que pueda conseguir muchos más, lo quiero al club, aquí arranque la profesión de entrenador y tengo un gran recuerdo de sus dirigentes”.

Walter Juárez (32 años): “Cuando me acuerdo de aquel campeonato, la verdad que me viene un poco de tristeza por no haber conseguido algunas cosas más con el club, porque creo que con ese plantel que había se podría haber logrado muchas cosas. Pero también me pone bien por toda la gente de Parque Daza, y mucho más saber que es el único logro que tiene el club.
Yo era el capitán del equipo, además fui uno de los que convertí un gol en los penales, eso me pone muy contento, a pesar de los años, uno sigue acá pensando que se puede lograr algo más, por eso me quedo a seguirla luchando, ya en la última parte de mi carrera. Me acuerdo que en la semana yo no era uno de los que iba a patear porque tenía una rodilla golpeada, pero me tocó y tuve la suerte de convertir”.


Víctor Ortíz (29 años): “Fue algo inolvidable, todavía lo sigo viviendo, a pesar de que hasta ahora no se nos puede dar otro campeonato, seguimos en la lucha junto a Efraín, Walter y Sergio, somos fieles al club.
Yo digo que tuve la suerte de salir campeón con el club que me vio nacer, es algo que todavía lo sigo recordando.
En ese momento era chico, todos éramos casi de la misma edad, que empezamos juntos desde las inferiores y hasta ahora seguimos juntos en este club que yo lo considero grande.
A mí no me tocó patear porque el técnico me sacó antes para la ovación de la gente (risas), así que me tocó sufrir desde afuera”.

Efraín Vega (28 años): “Todavía me acuerdo desde que salí desde mi casa para la cancha, fue el primer campeonato que conseguimos y todavía lo sentimos, porque somos todos del club y tuvimos la suerte de quedar en la historia del club.
Nos teníamos mucha fe para esa final, lo mejor era la humildad del grupo y las ganas de salir campeones, se notaba en los entrenamientos, teníamos ganas de cambiar la historia de Parque Daza, por suerte se nos dio y hasta hoy la seguimos peleando, porque todos se creen que Parque Daza es un club chico, pero son pocos los clubes que tienen lo que tenemos nosotros.
En los penales, me dijeron andá a patear el primero y asegúrala, y lo erré, así que parecía que se nos venía la noche, pero después tuve la suerte de atajar tres penales. Es una noche que está en el recuerdo de todos, ojalá que se pueda repetir”.
 

Comentarios

Otras Noticias