Voleibol

“Una gran experiencia” para el voley local

“Estuvimos en Chaco con los chicos Sub 16. Volvimos a sentir ese cosquilleo, esa rara sensación de considerarnos en una nube', dijo el presidente de la delegación.
martes, 10 de agosto de 2010 00:00
martes, 10 de agosto de 2010 00:00

A su regreso a nuestra provincia, el presidente de la delegación catamarqueña que participó recientemente de los torneos argentinos sub 16 femenino y masculino, manifestó que “fue un nuevo torneo en el que dijimos presente y tuvimos el reconocimiento de todo el país. Otra vez Catamarca participó en un Campeonato Nacional. Y no es poca cosa. Basta con ver el rostro de los trescientos sesenta participantes, en el acto inaugural, para que un estremecimiento nos conmueva todo el cuerpo. Entre ellos, esos veinticuatro deportistas con sus rostros retraídos, mezcla de aturdimiento, respeto y admiración. Son nuestros seleccionados, los que obtuvieron el privilegio de representarnos. Son quienes mostraron el lado deportivo y ese otro perfil que hace grande a una representación y dignifica a una provincia: el factor humano. Un grupo impecable, con el reconocimiento de la organización a la delegación de mejor comportamiento”.

Falta bastante

Más adelante sentenció “en lo deportivo falta bastante. Estamos tratando de dirigir la actividad, desde cero. Estamos creando la necesidad de sentir al voleibol como una experiencia de vida, de considerar que esta práctica nos engrandece como deportistas y seres humanos. Que por medio del deporte estamos creando condiciones de vida apropiadas para nuestros niños, jóvenes y adultos, alejándolos de los vicios que devastan nuestra sociedad. Los resultados llegarán solos”.
Este campeonato fue una gran experiencia. Diferente de todas las que pudieran haber tenido. Enfrentar a chicos que integran los planteles de la Selección Argentina, “embocarle” un bloqueo, un “pelotazo”, es el primer paso. Luego viene el momento de imitar, llegar al convencimiento de poder jugar a ese nivel. De intentar seguir los pasos de nuestro comprovinciano Leonardo Plaza Gandini, y de otro joven catamarqueño destacado en el voleibol nacional, Gabriel Fernández, árbitro principal de la final femenina en Chaco. Falta convencimiento, dedicación y mucho sacrificio. El recuerdo del primer argentino es inolvidable. Lo fue para nosotros y lo será para estos chicos. Y no sólo por el tradicional bautismo, sino por la experiencia vivida en lo deportivo y social.

Paso adelante

Hemos dado un importante paso adelante. Esta Federación Catamarqueña, que representa una mezcla de “viejos” y “nuevos” dirigentes, está trabajando para lograr un voleibol superior. La presencia en los Campeonatos Argentinos nos permitirá evaluarnos, diagnosticarnos y buscar las soluciones, comparar con otros federados. La discri minación que sufren todos nuestros jugadores debe ser resuelta en los niveles que conciernen, principalmente en los escolares.

Comentarios

Otras Noticias