San Lorenzo

Mónaco y los descendidos

Acariciando la clasificación, el DT reflexiona sobre el “santo” presente.
lunes, 1 de abril de 2013 00:00
lunes, 1 de abril de 2013 00:00

A un paso del logro del segundo objetivo, Mónaco optó por la memoria y la gratitud, más que por la euforia. “Quiero agradecerle al presidente, porque nos bancó en los peores momentos. Y de eso no hay que olvidarse nunca”, deslizó.
En un mano a mano con El Esquiú.com, el entrenador de San Lorenzo de Alem dejó sus reflexiones de esta clasificación virtual de su equipo, que para estar matemáticamente adentro necesita empatar en uno de los dos partidos que le restan, o bien que Sarmiento de Córdoba pierda o empate en las dos fechas que quedan. Esto sin contar la posibilidad grande de ser uno de los mejores quintos.
“Yo cuando llegué acá pasé momentos difíciles, hubo gente que por ahí no confiaba en mi trabajo”, empezó diciendo el tucumano Salvador Mónaco, que vino a la provincia a ser el reemplazo de Roque Ferreyra. “Yo había dicho que éste era un proceso, donde había que soportar los primeros nubarrones, y bueno, quedó a la vista que nos convertimos en un equipo compacto, mejorado en todas las líneas”, explicó. “Demostramos por qué estamos aquí peleando en zona de clasificación”.
“Cuando llegué les dije que nosotros queríamos trabajar, que necesitábamos el tiempo y nos lo dieron para conseguir esto para la alegría de gente”, continuó.
A un paso de la clasificación, queda tomarse los momentos justos para disfrutar, para luego empezar a pensar en lo que vendrá.
“Nos queda menos ya, les queremos dar descanso a algunos jugadores. A los chicos los necesito y quiero darles la oportunidad”, explicó el DT en relación a los jugadores que tuvieron menos minutos, y a los chicos de las inferiores del “Ocotero” que aún no debutaron, y que representan buenos proyectos para el futuro. “Faltan dos fechas y tenemos 40 puntos, así que estamos tranquilos”, señaló.
“Soy sincero, y quiero agradecerle al presidente, porque nos bancó en los peores momentos. Y de eso no hay que olvidarse nunca”, sentenció.
 

Comentarios