Terranova ganó la etapa y descuenta para subir al podio

jueves, 16 de enero de 2014 00:00
jueves, 16 de enero de 2014 00:00

Una penalización de 15 minutos aplicada a Terranova por embestir la moto de un piloto que tuvo problemas mecánicos lo había hecho caer del segundo al cuarto lugar de la clasificación general.

Si bien aún está cuarto, hace dos días casi 23 minutos separaban al mendocino del podio, contra los poco más de 7 que ahora tiene que descontarle al qatarí Nasser Al Attiyah (MINI) en los próximas dos jornadas para terminar tercero.

“Fue otra etapa dura, en la que nos planteamos no salir a atacar para mantenernos en la lucha por el tercer puesto”, aseguró satisfecho el cuyano en el vivac de El Salvador, tras adjudicarse su segunda etapa desde que corre el Dakar, único argentino ganador en la categoría autos.

En ese sentido, Terranova explicó que en los sectores con más piedras trató de “ir regulando para no pinchar” y enfatizó: "Nos nos ha ido tan mal”.

La etapa de hoy, la más extensa en territorio chileno, tuvo un total de 749 kilómetros, de los cuales 605 fueron de carrera pura y en los que el piloto mendocino marcó un tiempo de 5h58m00s relegando por 10m57s al líder de la general, Nani Roma (MINI), y al sudafricano Giniel de Villiers (Hilux) por 12m38s.

El actual campeón Stéphane Peterhansel (MINI), quien ayer puso al rojo vivo la lucha en autos al situarse a sólo 2m15s de su compañero Roma y que parecía imparable en busca de su 12do título en el Dakar, terminó cuarto a 14m14s, y muy decepcionado.

“Monsieur Dakar” reveló que ayer por la noche recibió una orden de equipo en la que le pidieron que no siguiera arriesgando porque el team alemán quiere asegurarse el 1-2-3.

“La carrera se terminó para nosotros. El equipo nos comunicó que no asumiéramos más riesgos. Es un poco frustrante porque habíamos hecho un gran trabajo. No esperábamos una consigna así”, reveló el once veces, en moto y en auto, ganador del Dakar.

Antes de la carrera le había dicho a la televisión francesa que el equipo le había comunicado que debía trabajar para que Roma, finalmente, salga campeón en esta edición Argentina-Bolivia-Chile.

A juzgar por lo que ocurrió hoy, el francés parece haber acatado la orden del equipo y la lucha estaría centrada en el tercer lugar del podio, pelea que tiene como principales protagonistas a Terranova y Al Attiyah, ganador de la etapa de ayer.

Hoy al qatarí una pinchadura le jugó una mala pasada y tras liderar gran parte de la especial terminó quinto, a 20m57s del mendocino.

De Villiers, ganador del primer Dakar sudamericano en el 2009 cuando corría con una Touareg del equipo Volkswagen, es otro de los potenciales candidatos a ocupar el tercer puesto, ya que está quinto a poco más de 12 minutos del mendocino.

En tanto, el cordobés Federico Villagra (MINI) terminó la etapa en el séptimo lugar a 33m55s de la punta y el mendocino Lucio Alvarez (Ford Ranger), octavo a 35m38s, con lo que tres argentinos se ubicaron entre los top-ten de la etapa.

El otro compatriota que se mantiene firme es Emiliano Spataro (Renault Duster), quien terminó la etapa en la 18ª posición y marcha decimotercero en la general.

La clasificación general tiene a Roma en la punta con un tiempo de 45h01m54s; segundo a 5m32s está Peterhansel; tercero a 56m01s Al Attiyah; cuarto Terranova a 1h03m39s y quinto De Villiers a 1h15m57s.

En las dos ruedas, la lucha está definida hace rato y de no mediar nada extraño el catalán Marc Coma (KTM), ganador de la etapa, va rumbo a llevarse su cuarto título, cuando el sábado llegue a Valparaíso.

Coma se adjudicó la etapa con un tiempo de 6h36m08s y relegó al campeón saliente, el francés Cyril Despres (Yamaha), por 2m51s y al francés Oliver Pain (Yamaha) por 5m28s.

Coma, quien sufrió una caída, pudo recuperarse rápidamente y se aseguró la victoria de lo que definió como “otra etapa complicada” aunque no se relaja de cara a las próximas dos etapas que quedan.

“No hay que bajar la guardia, mañana pese a que va a ser la penúltima etapa será muy complicada y no da para relajarse”, subrayó.

Su mochilero Jordi Viladoms cruzó la meta cuarto, a 5m53s de Coma, con lo que ganó valiosos minutos en la clasificación general.

El que no tuvo una buena jornada aunque no terminó tan mal como pintaba fue el valenciano Joan Barreda (Honda), quien se topó con una piedra y sufrió una caída que le provocó la rotura del sistema de navegación.

Barreda se quedó esperando en las dunas hasta retomar el camino junto a Despres, Coma y Pain. El percance lo relegó al quinto lugar aunque a 8m12s de Coma.

La general tiene a Coma arriba con un tiempo acumulado de 48h24m41s; segundo a Barreda a 52m36s; tercero Viladoms a 02h07m56s; cuarto a Pain a 2h21m40s y quinto Despres a 2h31m18s del líder.

En cuatriciclos, el dominio quedó en manos del chileno Ignacio Casale (Yamaha), quien en las últimas etapas trabajó para asegurarse el rédito mayor de alzarse con el título el próximo sábado, que después de cinco años no quedará en manos de un Patronelli.

Casale ganó la etapa tras conseguir un tiempo de 8h47m00s, registro que le alcanzó para relegar a su compatriota Víctor Gallegos (Honda) por 5m12s y al qatarí Mohammed Abu-Issa por 16m09s (Honda), podio que por primera vez en este Dakar no cuenta con el predominio de Yamaha.

La general tiene a Casale al tope con un tiempo de 61h11m19s; segundo al polaco Rafal Sonic (Yamaha) a 1h04m32; y tercero al holandés Sebastian Husseini (Yamaha) tercero a 4h49m25s.

Fuente: Télam

Comentarios

Otras Noticias