Replanteos policiales

sábado, 09 de octubre de 2010 00:00
sábado, 09 de octubre de 2010 00:00

El jefe de la Policía de Catamarca, comisario Francisco Soria, reconoció en diálogo con El Esquiu.com que es necesario “replantear la seguridad”, poniendo énfasis en la parte preventiva.
Esta declaración, que encierra cierta autocrítica, es en realidad apenas uno de los factores que resulta imprescindible revisar para revertir el impresionante avance de la delincuencia.
Es un hecho que la institución policial poco puede hacer para resolver los profundos problemas sociales que originan el delito, que se vinculan con crisis económicas, desintegración familiar, desempleo, exclusión social y otras graves causales muy ajenas al ámbito de acción de los uniformados.
Pero como contrapartida la Policía tiene un amplio terreno por recuperar, tan importante como la capacitación de sus hombres y mujeres y la obtención de más y mejores infraestructuras (equipos de comunicación, medios de movilidad, personal bien pago, armas, etc.).
La Policía catamarqueña debe marcar presencia en la comunidad para recobrar la confianza de los vecinos, los mismos que a fuerza de padecer el accionar de los delincuentes cayeron en la sensación de indefensión y desamparo.
Mientras la gente considere que denunciar un robo es perder el tiempo, como ocurre actualmente en la mayoría de los casos, poco se podrá avanzar y mejorar.
Porque es imposible que esta fuerza auxiliar de la Justicia cumpla su cometido, si no trabaja mancomunadamente con el resto de la sociedad.
Es un punto a tener en cuenta cuando se concrete el replanteo que bien sugiere Soria como necesario.

Comentarios

Otras Noticias