Editorial

Triste vigencia

jueves, 06 de diciembre de 2018 00:00
jueves, 06 de diciembre de 2018 00:00

En 1863, “Chacho” Peñaloza fue asesinado luego de levantarse contra el centralismo porteño que lideraba el general Bartolomé Mitre luego de su victoria en Pavón. Dos años más tarde, a poco de iniciarse la Guerra del Paraguay, los partidarios del federalismo comprendieron que se ponía en juego su destino y se levantaron en armas.
Las noticias de los desastres de la guerra circularon rápidamente: la sublevación de voluntarios, las enfermedades, el tratado de la ‘triple infamia’ y el desastre de Curupaytí, entre otros. Fueron estos los sucesos que determinaron la nueva sublevación de los federales.
En noviembre de 1866, las provincias cuyanas fueron sublevadas por las fuerzas de Juan y Felipe Saá, de Juan de Dios Videla, Aurelio Zalazar y, finalmente, el catamarqueño Felipe Varela. 
Varela, quien había participado junto a Peñaloza de la revuelta de 1862-63, luego se había puesto a las órdenes de Urquiza y finalmente se había refugiado en Chile.
Cuando la situación se hizo insostenible, ordenó comprar unas pocas armas con la venta de sus tierras. 
En diciembre de 1866, tras unas primeras victorias contra el ejército nacional, llegó a Jáchal, en el centro-norte de San Juan, con no más de 200 soldados montoneros. Desde allí, el 6 de ese mes, se dirigió a los pueblos americanos, con su famosa proclama.
A su llamado acudieron centenares de hombres, principalmente gauchos, conformando un ejército de unos cuatro mil guerrilleros, al canto de “De Chile salió Varela, y vino a su patria hermosa, aquí ha de morir peleando por Vicente Peñaloza”. Varela y sus hombres serían derrotados al año siguiente.
Tristemente, las injusticias que movilizaron a Varela siguen vigentes.
“Nuestra Nación, tan feliz en antecedentes, tan grande en poder, tan rica en porvenir, tan engalanada en glorias, ha sido humillada como una esclava, quedando empeñada en más de cien millones de pesos fuertes y comprometido su alto nombre”, dice un párrafo que data de hace 152 años, y podría haber sido escrito ayer.
Si el Quijote de Los Andes hubiera triunfado, quizás otra sería nuestra realidad.

82%
Satisfacción
0%
Esperanza
5%
Bronca
11%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

06/12/2018 | 21:21
#5
He leído libros escritos en los albores del Siglo XX y no hablaban demasiado bien de Felipe Varela. Obvio que sería así pero hay que reconocer que era un caudillo importante y que era de agallas. Más allá de eso, echarle la culpa al centralismo cuando desde hace d´cadas gobiernan el país provincianos, es demasiado. Sin ir más lejos Carlos Saúl Menem, Néstor Kirchner y Cristina Fernández de Kirchner, tres Presidentes consecutivos de provincias más que chicas, dejaron al país en la ruina. En el medio, el cordobés Fernando de la Rá hizo algo similar. Y Raúl Alfonsín se fue antes porque le explotó en las manos la economía. ¿A quien echarle la culpa? Antes eran los gauchos los ociosos...ahora somos la mayoría. ¿En que casa se produce algo para disminuir los costos de la economía familiar? Pocas, muy pocas. SE ELABORAN ALIMENTOS pero todo comprado. Huertas en Catamarca. POQUÍSIMAS. No culpemos al centralismo: 26 Diputados de Capital federal (CABA) y 231 del interior. ¿QUIEN MANEJA? Si van inútiles o con poco peso atómico...no somos nadie.
06/12/2018 | 08:27
#4
...y el pueblo no aprende.Desde el nacimiento de nuestra patria, hasta hoy, la soberbia, las ambiciones de poder y losrecursos se establecieron en el puerto y alrededores, dejando en el olvido y postergación al interior profundo. En los años siguientes al ordenamiento constitucional, Felipe Varela, El Chacho, Saá y muchos otros, comprendieron que todo había cambiado para seguir igual (vulgarmente, los cagaron), ante su ilusión y lucha para construir un país justo, libre y soberano..
06/12/2018 | 07:16
#3
En este país todo se arregloó siemnpre con acuerdos y componendas. Quien dijo que Mitre, nefasto personaje, ganó la batalla de Pavón? El mismo. La realidad se puede leer en cualquier libro de historia documentado, menos en textos escolares: Mitre y Urquiza se reunieron antes de enfrentarse a instancias de los ingleses, y pactaron lo que sucedió ante la derrota inminente del porteño en esa batalla, con el retiro inexplicable de las tropas del entrerriano cuando ya había triunfado. Los caudillos, como nuestro ilustre Felipe Varela, siempre sirvieron a un ideal y eran patriotas de coraje y cultos, muy lejos de lo que se escribió de ellos en la historia oficial (de Mitre).
06/12/2018 | 01:35
#2
Me extraña que nadien haga un comentario....tanta razón tenía y tiene nuestro caudillo..OJALÁ reaccionemos y demos de comer los argentinos y después a los vecinos
06/12/2018 | 01:35
#1
Me extraña que nadien haga un comentario....tanta razón tenía y tiene nuestro caudillo..OJALÁ reaccionemos y demos de comer los argentinos y después a los vecinos

Otras Noticias