El Secretario

martes, 16 de agosto de 2022 01:01
martes, 16 de agosto de 2022 01:01

La entrega de viviendas en sectores que no cuentan con servicios básicos, generó la reacción del intendente capitalino Gustavo Saadi, quien se convirtió en receptor de reclamos ajenos a su área de competencia y salió a hacer frente a la situación por partida doble. La gota que rebalsó el vaso fueron las quejas de vecinos del Complejo Habitacional Valle Chico, que se mudaron a casas ubicadas en calles que ni siquiera cuentan con alumbrado público. Esta falencia les genera diversos inconvenientes e incomodidades, y los expone también a la inseguridad. Por esa razón se multiplicaron los pedidos de solución a la comuna, cuando la prestación debía estar asegurada antes de ceder las viviendas para su ocupación.
***
Saadi lanzó por ello fuertes cuestionamientos a Provincia, al remarcar que las viviendas deben entregarse cuando la obra se completa, incluyendo naturalmente el alumbrado público, y con lógica exigió que si no se contempla este detalle, al menos se informe correctamente a la municipalidad para que tome los recaudos necesarios. El jefe comunal consideró que los vecinos “tienen razón al quejarse”, y subrayó que no pueden permanecer esperando mientras “se pasan la pelota” entre ellos quienes deberían brindarles una solución. La voz del intendente tuvo fuerte eco en Casa de Gobierno, ya que además dejó una severa advertencia para que el problema no se repita.
***
La segunda reacción de Saadi, además de hacer público su malestar, fue echar manos a la obra, y ya inició las tareas de instalación de la red de alumbrado público en el área afectada. “Si Provincia no hace el trabajo, lo voy a hacer yo”, resolvió para que no sean vecinos y vecinas quienes paguen el precio de la falta de previsión provincial. Claro que esta intervención implica gastos y ocupación de personal en obras no contempladas, de manera que el enojo del intendente marca un precedente, y seguramente en adelante no se apresurarán entregas de viviendas sin asegurar un mínimo bienestar para quienes las habiten.
El Esquiú.com 
 

Comentarios

16/8/2022 | 11:09
#0
Las diferencias entre Gustavo y Raúl ya son inocultables, porque era secreto a voces que por lo bajo Gustavo hace rato que venía enojado con funcionarios que no funcionan en el Ejecutivo Provincial, y quien termina dándole la razón es uno del propio oficialismo provincial, el diputado Figueroa Castellanos sugiriendo al funcionarato a salir a la calle y poner la cara, y si le sumamos que Gustavo contradice a Raúl respecto a las PASO y ahora critica severamente la política habitacional de Jalil, esto se va poniendo como para alquilar balcones

Otras Noticias