Lucid Motors compite con Tesla por el auto más potente

viernes, 11 de septiembre de 2020 14:44
viernes, 11 de septiembre de 2020 14:44

Aunque Lucid Motors no es una marca de renombre en el universo automotriz, asoma como un nombre cada vez más recurrente, en el mercado de los autos eléctricos, y pone en alerta al resto de las start ups, incluida la vanguardista Tesla, involucradas en esta carrera de la nueva movilidad.

La marca presentó su primer vehículo, el sedán eléctrico Lucid Air, en un evento virtual desde la sede de la compañía en Silicon Valley. El sedán tendrá una autonomía de hasta 832 kilómetros, puede alcanzar unos 400 metros en menos de 10 segundos, tiene más de 1.000 caballos de fuerza, y tendrá un precio base de "menos de 80.000 dólares".

Junto con el Mercedes-Benz Clase S y el BMW Serie 7, el principal competidor para esta berlina de lujo es nada menos que el Model S, de Tesla, al que la propia Lucid Motors se encargó de subir al ring en los días previos a su lanzamiento.

El auto lleva más de una década fabricándose. Fundada como Atieva en 2007, la compañía comenzó a fabricar baterías de alto rendimiento para todos los equipos de Fórmula E. Cambió su nombre a Lucid Motors en 2016 con la promesa de fabricar un sedán de tamaño medio que se sienta como un vehículo insignia en masa y espacioso. Se suponía que el vehículo iba a ser presentado en el Salón del Automóvil de Nueva York a principios de este año, pero se retrasó por la pandemia de coronavirus.

El Lucid Air es un sedán que alto nivel y confort, numerosos especialistas que han visto su evolución de cerca, incluso, no dudan en nominarlo como “uno de los mejores autos eléctricos del mercado”. Y a días de su presentación, la marca lo posicionó hábilmente como “el sedán de producción más rápido del mundo”: y lo argumentó con un video en donde compite, y le gana con solvencia, al Model S Performance de Elon Musk.

En un video se puede ver como el Lucid Air arranca y recorre un cuarto de milla (402 metros) en solamente 9,9 segundos, mientras que el Tesla Model S Performance finaliza el trayecto en 14,4 segundos. Por supuesto, esa puesta en escena se enmarca en el objetivo comercial y no es determinante para la calidad de un vehículo. Pero en ese contexto existe un dato que no pasa desapercibido: uno de los responsables del Model S fue Peter Rawlinson, quien ahora ejerce como CEO y CTO de Lucid Motors.

El modelo de serie que acaba de lanzarse se diferencia de la media por ofrecer baterías cilíndricas en lugar de las rectangulares habituales. De esta forma, la firma –con experiencia en el Fórmula E- consiguió que ocupen menos lugar y optimizó el espacio interior para los ocupantes y el tamaño del baúl, que dispone, nada menos, de 739 litros. Allí sí el Model S está por encima porque llega a los 805 litros, pero un Porsche Taycan, por ejemplo, no supera los 500. La versión de 1.080 caballos también será la que ofrezca mayor autonomía: 830 kilómetros según adelante la compañía. Además, dispondrá de tracción total, podrá acelerar de 0 a 100 km/h en 2,5 segundos y logrará una máxima de 320 km/h.

El Lucid Air promete un cargador bidireccional con el que se podrá cargar para obtener 32 kilómetros de autonomía por minuto de carga. Pero esta estación de uso doméstico también permitirá utilizar el vehículo como reserva de energía temporal para alimentar a los hogares.

El cambio de status del Lucid Air, de prototipo a modelo de serie, está sustentado en una fuerte inversión que recibió la compañía del Fondo de Inversión Pública de Arabia Saudí. Una inyección económica de 1.000 millones de dólares que permitió finalizar la estrategia de producción y que además colocó a los saudíes como los máximos accionistas de la marca, con planta en Arizona y centro tecnológico en Silicon Valley. Lucid rompió el juego y ahora habrá que seguirla de cerca.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Otras Noticias