El hombre negó la imputación

A juicio por el supuesto abuso sexual de su sobrina de 9 años

martes, 28 de septiembre de 2010 00:00
martes, 28 de septiembre de 2010 00:00

El fiscal de Instrucción Nº 7, Miguel Mauvecín, finalizó la investigación de un abuso sexual supuestamente cometido por un jornalero, a quien se lo acusa de ultrajar a su sobrina y ahijada de 9 años. El acusado es un hombre de 43 años, de apellido Vargas, al que se le atribuye el delito de “abuso sexual con acceso carnal en grado de tentativa en calidad de autor”, por un hecho ourrido el pasado 21 de julio, en Colonia de Valle, departamento Capayán.
Ese día, en horas de la tarde, Vargas le pidió permiso a su hermana para que su sobrina le hiciera unos mandados. Minutos más tardes, preocupada porque su hija no regresaba, la madre de la menor se dirgió hasta el domicilio de su hermano. Guiada por los gritos de la víctima, la mujer ingresó a la habitación de su hermano, en donde encontró al imputado desnudo con la niña sobre la cama -a quien habría obligado a despojarse de sus ropas- cuando intentaba violarla.
De la investigación se desprende que el acusado habría inducido a que la niña entrara en la habitación, en donde empezó a tocarle sus genitales, y la obligó a que le practicara sexo oral, con la amenaza de que si se lo contaba a alguien, la encerraría “en el lugar adonde van los chicos que no tienen padre ni madre”.
Otro de los puntos relevantes de la investigación, es que no sería el primer intento de abuso de Galván con la menor, pero en otra oportunidad la madre de la menor no habría elevado la denuncia pertinente.

Testimonio de Vargas

Al momento de ejercer su defensa material, el imputado, quien además es el padrino de la menor, negó la acusación en su contra y atribuyó la misma a un conflicto que habría mantenido con su hermana -madre de la víctima- durante ese día.
La declaración contempla que durante toda la jornada habría estado trabajando en la vivienda de otra de sus hermanas, y que al regresar a su casa, alrededor de las 18.30, encuentra a la madre de su ahijada, quien le recomienda que no se moviera de la casa, porque en minutos arribaría un móvil policial.
 

Comentarios

Otras Noticias