En la madrugada de hoy

Violenta persecución a un remis secuestrado

jueves, 26 de mayo de 2011 00:00
jueves, 26 de mayo de 2011 00:00

Un remis de la empresa Villa Parque fue víctima de un hecho violento con persecución y disparos durante la madrugada de hoy. Uno de los compañeros de trabajo de este remisero relató lo sucedido.

"Un compañero mío tomó dos pasajeros en la zona de Alem y Güemes antes de las 12 de la noche y le pidieron que los lleve al barrio Las Vías en Valle Viejo.
Como los pasajeros mostraron actitud sospechosa el compañero dio un código que tenemos y fue un móvil en apoyo. Cuando este móvil trató de interceptar al móvil de nuestro compañero para ver qué sucedía, desde el interior del vehículo le efectuaron tres o cuatro disparos al compañero que iba de apoyo".

"Entonces se inició una persecución en esa zona del barrio Las Vías, bajaron otros móviles más en apoyo y los sospechosos encañonaron al chofer y lo obligaron a retomar el recorrido hacia la ciudad".

En el transcurso de ese recorrido se trató de interceptar al vehículo en varias oportunidades. "En un momento pedí auxilio al Comando Radioeléctrico pero el teléfono no suena, no hay tono, así que pedí auxilio en la zona de Sumalao donde la policía tiene un taller mecánico. El efectivo que estaba ahí intentó vanamente llamar y no lo consiguió. Entonces subió y me dijo que iba a colaborar", relató el remisero.

En la ruta 33 se trató de interceptar el vehículo poniendo un vehículo en medio de la ruta. La persecución siguió por el barrio Malvinas Argentinas, de ahí se pasó a la costa por un callejón que hay cerca del río del Valle, donde casi termina volcando.

"Por radio, tanto el operador como nosotros, le decíamos que se detenga y el compañero nos respondía que estaba todo bien siendo que era muy alocada la velocidad por lo que supusimos que iba encañonado".

En la zona del barrio 9 de Julio se lo volvió a tratar de interceptar y no se pudo hasta que finalmente llegó a la calle José Luis Rodríguez, que es paralela al río del Valle, y Av. Güemes, que es calle sin salida.

"El policía que iba conmigo descendió del vehículo y obligo a los dos sujetos a descender del otro móvil. Uno de ellos se bajó esgrimiendo una 9 mm y se identificó como policía.
El policía que iba conmigo, que cumple las funciones de mecánico, le dijo que tenía que entregarle el arma, que igual quedaba detenido.
El supuesto policía estaba acompañado por una persona conocida que no voy a dar el nombre".

"En eso llegaron dos policías más, quienes trataron de minimizar la cosa y los dos sujetos se alejaron e ingresaron a una vivienda, a donde todavía están".

"Noté que hay una desidia total porque un comisario que se identificó como jefe de servicio habló con los otros preguntándose qué iban a hacer, hablaban entre ellos sigilosamente.
No se acercaron en ningún momento a la casa mientras que los dos sujetos permanecían en la casa con otras personas más como si nada hubiera pasado".

"Mientras tanto nosotros con todos los remises estábamos alrededor de la casa junto con algunos policías pero el jefe de servicio lo toma como si nada hubiera pasado, siendo que sabe todo lo que pasó".

"Mi compañero está con una crisis de nervios por lo sucedido y fue trasladado a la unidad judicial. La unidad judicial brilla por su ausencia, están descansando al igual que el fiscal de turno".

El abogado de la empresa Villa Parque se hizo presente en el lugar y solicitó la presencia del funcionario y se tuvo que retirar del lugar al ver que el funcionario no llega.
 

No es la primera vez que nos toca pasar por una situación así a donde se nota una desidia de parte del jefe de policía para abajo, ni hablar de los funcionarios judiciales".
 

Comentarios

Otras Noticias