El crimen que conmueve a Chaco

El lunes, miembros de la comunidad Qom tomaron la comisaría para pedir por el esclarecimiento del caso.
martes, 08 de enero de 2013 00:00
martes, 08 de enero de 2013 00:00

El gobernador Jorge Capitanich anunció que recibirá a los padres de la víctima, pidió "celeridad" a la Justicia para esclarecer el hecho y lamentó que "en las redes sociales" pretendan involucrar a su gobierno en el homicidio.

El viernes 4 de enero, Imer Flores decidió sumarse a las festividades que inauguraban la temporada de verano en Villa Río Bermejito, localidad situada en El Impenetrable Chaqueño.

Acompañado por un grupo de amigos, el niño de 12 años salió de su casa minutos después de las 18; desde ese momento nadie de su familia supo más de él ni volvió a verlo con vida.

Un aviso a la policía y el boca en boca entre los integrantes de la comunidad Qompi Naqona’a desataron una desesperada búsqueda del pequeño. Y tanto esfuerzo tuvo una amarga recompensa: en la mañana del sábado, alrededor de las 8, a unos 100 metros del camping municipal ubicado en el balneario de la localidad, hallaron el cadáver del menor.

El cuerpo estaba ensangrentado y presentaba lesiones en el pabellón auricular derecho, una herida contusa en el parietal derecho con hundimiento encefálico producida con un objeto contundente, y lesiones en su hombro y brazo izquierdos.

El daño que había sufrido el niño era tan grande, que su madre no habría podido identificarlo de no ser por un tatuaje con la imagen que simboliza a la etnia Qom.

El lunes, miembros de la comunidad Qom tomaron la comisaría del pueblo para pedir por el esclarecimiento del caso. Y a través de un comunicado, el consejo de representantes de El Impenetrable manifestó: "Una vez más naroqshe (el hombre blanco) impregna de dolor y muerte al pueblo Qom”. En la misma nota exigieron el esclarecimiento del crimen, algo que también reclamó Capitanich.

Comentarios

Otras Noticias