Damián “Bebe” Cano

Se vencieron todos los plazos en la investigación del crimen de Aguilar

El defensor del asesino confeso pedirá que se cambie su imputación de “homicidio agravado por ensañamiento” a “homicidio simple”.
jueves, 20 de junio de 2013 00:00
jueves, 20 de junio de 2013 00:00

El abogado defensor de Damián “Bebe” Cano, por estos momentos detenido en el Penal de Miraflores luego de confesar haber ultimado a puñaladas a la madre de su novia, Susana Aguilar, dio a conocer que los plazos en la causa que se lleva adelante investigando a su defendido, está detenida .
Adolfo Castellanos indicó que se vencieron los plazos en los que el juez de Control de Garantías debía expedirse en cuanto a la oposición que presentó sobre el pedido de prisión preventiva para Cano; es decir, que nunca se respondió a su demanda de que “Bebe” espere en libertad ser juzgado por la muerte de Aguilar.
En este sentido, el letrado explicó que el juez tenía tres días para dictaminar una decisión sobre el tema, pero esto no ocurrió, “aún cuando ya pasaron 20 días de que la Fiscalía presentó el requerimiento de prisión preventiva”.

Plazos vencidos

Castellanos, a su vez, manifestó que este tipo de dilaciones, si bien por el Código de Procedimientos son consideradas como “improrrogables”, a través de una acordada de la Corte de Justicia, son tomadas como “ordenatorias”, es decir que los jueces y fiscales pueden tomar unos días más, en el caso que así lo requieran.
Con los tiempos procedimentales vencidos en la causa en la que se investiga la muerte de Susana Aguilar, aún parece muy lejano el momento en que, finalmente, Damián Cano sea indagado por el crimen de María Eugenia Rojas, delito por el cual él mismo se incriminó, pero por el que aún no ha respondido ante la Justicia.
“Los fiscales están esperando los resultados de las pericias de ADN para determinar si hay rastros de Cano en la escena de la muerte de la psicólga, ocurrida casi un mes antes que la de Aguilar, bajo las mismas características.
El abogado de Cano una vez más sostuvo que no hay motivo para que su defendido espere el juicio tras las rejas, puesto que “no se dan los requisitos para que se le dicte la prisión preventiva”, ya que su defendido no cuenta con antecedentes penales, no hay peligro de fuga, a causa de que no cuenta tampoco con dinero ni tiene acceso a logística que le permita realizar esta acción y, además, este recurso se utiliza cuando se piensa que el imputado puede obstaculizar el descubrimiento de la verdad, “lo que en este caso no ocurre, ya que él mismo confesó el homicidio de la señora Aguilar”.

Pericias insuficientes

Por otra parte, el defensor de Cano aseguró que las pericias psiquiátricas y psicológicas que se le practicaron al imputado son insuficientes e incompletas, porque éstas no revelan si es que a causa del desmedido consumo de cocaína, Cano estaba en posición de comprender la criminalidad de sus acciones, es decir que los análisis no determinan si el joven de 30 años podía, al momento del asesinato, discernir entre el bien y el mal, “pero todo esto quedará, seguramente, expuesto cuando se realice el juicio”, indicó.

Coincidencias

Es de importancia recordar que Damián Matías Cano fue detenido por la policía el martes siguiente al domingo en que fue encontrado el departamento de Susana Aguilar en llamas.
Cuando los bomberos entraron, se dieron con el cadáver de la mujer con múltiples puñaladas en todo el cuerpo, el mismo escenario que hacía un mes atrás encontraron en el departamento de María Eugenia Rojas, quien también fue apuñalada y su inmueble incendiado posteriormente para, presuntamente, borrar las huellas del autor del homicidio.
Cano, al ser detenido, también confesó que había matado a María Eugenia Rojas, pero aún no fue indagado por este delito en espera de los resultados de ADN que comparan sus muestras con las halladas en el lugar de los hechos.
Hay que recordar que en el caso de Mauro Orce, el único imputado que hubo por su muerte, estas pruebas llegaron 60 días después de ser enviadas las muestras, que, finalmente, lo exoneraron.

ADN

Si bien el 2 de abril pasado Cano confesó ante los fiscales el homicidio de la psicóloga, aún no se lo indagó por este crimen porque se esperan los resultados de ADN desde Jujuy.

Cambio de calificación

El defensor de Cano, a su vez, manifestó que tiene pensado solicitar que se haga un cambio en la calificación con la que se imputa a Damián Cano, y que ésta pase de ser caratulada de “homicidio agravado por ensañamiento” a “homicidio simple”. La modificación que Castellanos solicitará está dada en que considera que no hubo ensañamiento, ya que los resultados de la autopsia revelaron que la víctima tenía en su cuerpo “82 lesiones, pero no 82 puñaladas como se dijo”. En este sentido, el abogado explicó que muchas de los cortes que Aguilar tenía en su cuerpo estaban ubicados en los brazos y las piernas, y son los que le efectuó Cano cuando ella estaba viva y trataba de defenderse. Castellanos explicó, asimismo, que el informe forense practicado en el cuerpo de la víctima, indica que la causa de muerte de la mujer no fueron las heridas efectuadas con el objeto punzo cortante, sino la ingesta de humo y hollín, que fueron, lo que, en definitiva causaron su deceso.

Comentarios

Otras Noticias