Catamarqueño injustamente echado será indemnizado por León Gieco

La Justicia ordenó al artista desembolsarle la suma de casi 280 mil pesos a un iluminador recreíno que trabajó con él hasta 2008.
jueves, 13 de marzo de 2014 00:00
jueves, 13 de marzo de 2014 00:00

Un recreíno le ganó un juicio laboral a León Gieco por un despido injustificado y ahora el artista deberá pagarle una elevada cifra monetaria.
Miguel Ángel “Bebe” Carrizo afirma que se desempeñó como iluminador del reconocido cantautor durante 33 años, habiendo comenzado esta tarea cuando tenía 16.
El caso tomó trascendencia a nivel nacional ayer y el damnificado denunció públicamente que Gieco “tiene a sus empleados en negro y nunca fue investigado”.
De acuerdo a la denuncia de Carrizo, en 2008, cuando le consultó al artista por qué no lo llevaba a sus giras europeas, éste le habría respondido que no lo hacía porque era un “negro pobre y catamarqueño”.
Si bien no se pudo constatar que estos dichos hayan existido, la Sala Décima de la Cámara del Trabajo dispuso el resarcimiento para Carrizo por un monto de 280.000 pesos aproximadamente. Los camaristas Daniel Stortini y Gregorio Corach reconocieron la “prestación personal de servicios de Carrizo en favor de Gieco durante una prolongada secuela temporal, que se mantuvo sin que fuese registrado como trabajador dependiente en el marco de la Ley de Contrato de Trabajo”.
Luego de una serie de telegramas cruzados, el iluminador se consideró despedido al quedar excluido de la mencionada gira, que inició en octubre de 2008.
Carrizo expresó ayer que al principio mantenía una excelente relación con Gieco y que incluso comían cabritos que él le llevaba desde Recreo, pero que la situación “cambió cuando comenzó a tener éxito monetario, no artístico, porque siempre lo tuvo. Cuando empezó a ganar mucho dinero, se retrajo y empezó a tratar mal a la gente”.
 

Comentarios

Otras Noticias