Hasta el momento la justicia actuaba de oficio

El hombre que habría sido envenenado hizo la denuncia

Los estudios médicos comprobaron que tenía toxinas en su cuerpo.
jueves, 10 de abril de 2014 00:00
jueves, 10 de abril de 2014 00:00

Julio César Martínez (73), el hombre que estuvo hospitalizado luego de haber sido presuntamente envenenado por un pariente, radicó la denuncia formal para que se investigue el caso.
Hasta ahora, la Unidad Fiscal de Delitos Especiales realizaba la instrucción de oficio.
Luego de haber pasado una semana internado en el hospital San Juan Bautista recuperándose, los análisis clínicos realizados a Martínez determinaron que presentaba en su cuerpo toxinas similares a las de un veneno para polillas. Esto fue lo que motivó al septuagenario para dejar constancia del hecho ante la policía judicial.
El 1 de marzo pasado, Martínez se encontraba en su domicilio ubicado en calle Mota Botello al 100 ingiriendo bebidas alcohólicas junto a su sobrino nieto, quien es oriundo de la provincia de Buenos Aires y había arribado a Catamarca meses atrás. Según se pudo conocer, este sobrino nieto, de apellido Fernández, alquilaba una pieza en el domicilio.
En determinado momento, Martínez comenzó a sentirse mal y terminó pidiendo asistencia clínica a facultativos del SAME, quienes lo trasladaron hacia el nosocomio.
Según lo explicó ahora en su denuncia, Martínez sospecha de Fernández ya que desde el momento en que éste se mudó a la provincia, comenzaron sus malestares estomacales y otros síntomas que lo hacen sospechar ahora que estaba siendo envenenado de a poco.
En el momento en que fue llevado al hospital, desde la justicia se ordenó ingresar a su domicilio a los fines de dar con elementos que puedan brindar certezas a los pesquisas sobre el paradero de Fernández, quien luego de este episodio se había dado a la fuga.
Finalmente lo encontraron en un taller mecánico y lo arrestaron. Actualmente se encuentra imputado por homicidio en grado de tentativa.
 

Comentarios

Otras Noticias