Una mujer denunció que fue víctima de un fraude por 40.000 pesos

Investigan a local de ropa por denuncia de estafa con pagarés

La Justicia examina el caso y se ordenó realizar pericias documentológicas a los recibos.
domingo, 20 de abril de 2014 00:00
domingo, 20 de abril de 2014 00:00

La Justicia local investiga a un negocio de ropa, propiedad de una firma denominada Expansión S.R.L., por una denuncia radicada a causa de un supuesto fraude dinerario hecho con pagarés.

La demandante es una mujer -su identidad, por el momento, permanece en resguardo- que realizó varias compras en el principal local comercial de ropas de la firma, ubicado en inmediaciones de la estación Terminal de Ómnibus.

Su denuncia fue radicada en la Justicia Penal luego de que, desde la empresa, la intimaran a abonar una suma de dinero que ella consideró exorbitante y que no se correspondería con las compras realizadas “a cuenta” en el negocio.

Según confirmaron fuentes judiciales, el caso es investigado por el fiscal de Delitos Criminales, Roberto Mazzucco.
La información recabada por El Esquiú.com en torno a la denuncia y su devenir en el ámbito de la Justicia apunta que la mujer realizó una serie de compras en el local, pero no abonó en efectivo, sino que aceptó tomar y firmar varios pagarés para saldar la deuda en forma escalonada.

Su deposición judicial se debe a que, tiempo después de haber realizado la adquisición, la empresa la intimó judicialmente e incluso llevó la situación a la órbita de la Justicia Civil para ejecutar los pagarés, aunque supuestamente por una suma de dinero que supera ampliamente las compras realizadas: el total que se le reclama, según se pudo conocer, es de 40.000 pesos, divididos en cuatro pagarés de 10.000 pesos cada uno.

La versión de la consumidora gira en torno a una supuesta falsificación de los documentos probatorios de la deuda. La sospecha de la denunciante es que los pagarés fueron modificados para colocar la nueva suma de dinero que pretenden cobrarle, cuando ella en realidad había realizado compras que no superarían los 300 pesos.


¿Modificados?

La denunciante conjetura que los pagarés fueron modificados para que, en lugar de reflejar las sumas de una compra, figuren cifras superiores a los 10.000 pesos.


Pericias

Desde la Unidad Fiscal de Delitos Criminales, puestas las autoridades en conocimiento de la denuncia, se decidió realizar una serie de pericias documentológicas a los pagarés que, según la denunciante, habrían sido falseados. El objetivo de las mismas es conocer si fueron modificados o, si en base a otra hipótesis, fueron rellenados en tiempos diferentes para hacer pasar dos sumas de dinero diferentes. Los informes fueron pedidos a principios del mes de abril a una especialista local.

 

Comentarios

Otras Noticias