La mujer estuvo meses en la institución

Denuncian irregularidades en el Hogar Warmi: relatos de una interna

Una víctima de violencia de género aseguró que las internas reciben constantes maltratos.
martes, 24 de noviembre de 2020 00:29
martes, 24 de noviembre de 2020 00:29

Una mujer que fue víctima de violencia de género en su relación de pareja por 20 años, denunció que sufrió maltratos al estar internada en el Hogar Warmi, a donde llegó en búsqueda de contención y para refugiarse de su expareja, que constantemente la amenaza de muerte. Aseguró que no les permitían llamar al SAME ante situaciones de salud graves de las internas, que las cuidadoras las trataban de “muertas de hambre” y que se ocultaron intentos de suicidio que hubo en la institución.


En diálogo con El Esquiú.com, Julia –nombre ficticio con el que se identificó para resguardar su identidad-, relató que “vi bastantes situaciones. Yo estuve el año pasado 8 meses allí y este año, estuve desde mayo hasta la semana pasada, o sea 5 meses. Algunas cuidadoras nos maltrataban y si pasaba algo, tenían que llamar a la directora solamente. Se dio el caso de una chica embarazada que empezó a convulsionar y no nos permitían llamar al SAME”, explicó. “Le pedimos al policía que haga algo, porque nuestra compañera se estaba muriendo, pero recién cuando llegó ella nos dejó que la llevemos a la Maternidad”.
A su vez, Julia indicó que “una cuidadora golpeó a una de las chicas pero la directora tapó todo y no dejó intervenir a la Policía. Cada vez que pasaba algo, nos mandaban a cada una a su habitación y no podíamos salir ni hablar con nadie. Algunas de las cuidadoras nos maltrataban abiertamente, la directora sabía esto pero nunca hizo nada. Al hecho que sufrió esta chica no dejó que lo denuncie. Nosotras vivíamos ahí, o sea que a mí nadie me contó. Éramos cerca de 15 o 16 mujeres, algunas con sus chiquitos”.

Privacidad

“Otro tema que le reclamamos a la directora y nunca nos prestó atención, es sobre la página de Facebook del Hogar. Allí subían fotos de actividades y cosas que se hacen en la institución, pero le pedíamos por favor que no nos exponga. En mi caso, yo tengo miedo porque corre riesgo mi vida, porque estoy amenazada por mi exmarido, pero no tenemos por qué estar ahí para que nos vea todo el mundo. Estamos tratando de salir de esa situación y ponen ahí nuestras fotos. Pasó el caso de una de las chicas que con un Facebook trucho contó algunas de las cosas que pasan en el hogar y la directora nos hostigó y apretó para que no hablemos con medios ni contemos nada”.


A su vez, la mujer relató que “un policía de consigna llamó al SAME un día que una de las chicas se quiso quitar la vida y la directora lo hizo echar”.


Julia expresó que “nos tenían prohibido el uso de las redes sociales y si no íbamos al comedor a las 8 en `punto después nos prohibían desayunar. Muchas veces los chicos no se duermen, porque están mal y todas venimos de situaciones muy complicadas, entonces se quedaban un ratito más en la cama. Le echaban llave al lugar donde estaba la comida y tampoco nos dejaban salir al almacén cercano para comprarle un yogurt, al menos, al nene”. 


La mujer relató que fueron muchas las irregularidades que observó al estar en ese espacio. “Es una lástima, porque este lugar es muy necesario. El lugar en sí está bien, hay habitaciones con baño para cada una, con aire acondicionado y la proveeduría es de primer nivel. El problema allí, es humano. Es permanente el maltrato. Una sale de una situación de violencia en la casa y no puede estar soportando eso”, concluyó.


Para brindar un contexto sobre la situación, Julia contó que fue violada por su hermano a corta edad y de adolescente para irse del hogar, se casó con su exmarido, quien la agredía constantemente hasta que tras 20 años de relación y más de 25 denuncias, logró dejarlo. Según contó, hasta el día de hoy el hombre la persigue y hostiga. 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
77%
Bronca
22%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

Otras Noticias