Solicitada Colegio de Abogados

Consejo Directivo del Colegio de Abogados: "No cree en absoluto que se ha puesto en jaque la institucionalidad de la provincia”

viernes, 7 de agosto de 2020 01:23

El Consejo Directivo del Colegio de Abogados que hoy tiene la responsabilidad de conducir los destinos de esta institución, es el resultado de un acto democrático, ajustado a las normas que regulan su procedimiento, con participación plena de sus asociadas y asociados, con pensamiento y opiniones plurales y cuyo único objetivo fue, es y será; decir, hacer y cumplir con el Estatuto que marca sus acciones en una comunidad organizada democráticamente.
Hemos respetado el disenso, hemos debatido las opiniones y hemos alentado las diferencias para construir, abrimos las puertas del Colegio para promover la capacitación, el debate, el reclamo; en síntesis, realizamos con mucho esfuerzo personal de cada uno de los miembros del Consejo y muchas, muchísimos otros colegas que de buena voluntad aportaron su tiempo y su esfuerzo para colaborar en la tarea que emprendimos en el día a día, como caminata por el tiempo para posibilitarnos no ser mostrador de legalidades que lo cubren todo, sino actores de un tiempo que nos obliga a compartir  algo útil para todas y todos,  constituyendo el vínculo que nos impulsa ante la opinión diversa que construye y nos une.
El Consejo Directivo, todas y cada uno de quienes lo integramos, no imagina ni cree que ésta Institución constituya un ámbito para dirimir posiciones ideológicas, ni escenario para especulaciones políticas, ni trampolín para actuaciones partidarias, y mucho menos ha buscado el protagonismo cómodo de consentir y dejar pasar la triste y constante decadencia y regresión que sufre el Poder Judicial de la Provincia. Hemos señalado, aportado y disentido cada vez y oportunidad donde creímos que alguno de los Poderes del Estado acertaba o a nuestro entender se equivocaba, no en la búsqueda del rédito personal o grupal de quienes representamos al Colegio de Abogados sino en el convencimiento de fortalecer el vínculo de nuestros asociados con el devenir de un sistema judicial y político democrático, capacitado, eficaz, decente, motivado y tecnológicamente dotado que protegiera y valorara el recurso humano por sobre todas las cosas.
Nuestros colegas defraudados que se alejaron por propia voluntad de participar de las decisiones públicas y notorias, de nuestras responsabilidades y convicciones expuestas permanentemente; sepan que están abiertas las puertas del Colegio de Abogados para que continúen libremente expresándose, apuntando nuestros errores y proponiendo futuro, ya que como nuestro sistema de vida se expresa en libertad y democracia, tendremos todos y todas la obligación de someternos al veredicto personal de cada uno de los abogados y abogadas matriculados en la provincia para que, ejerciendo sus derechos, elijan en la oportunidad que así corresponda, a quienes crean que mejor los pueda representar.
Mientras tanto, seguiremos haciendo y diciendo lo que entendemos como oportuno y conveniente en el marco de la esfera de competencia de éste Colegio de Abogados. Tenemos ideología como todos, tenemos opinión como todos, tenemos compromiso en la actividad pública como casi todos, tenemos ánimo de participación en el debate político como muchos, tenemos deseos de ser parte indisoluble de un destino distinto para nuestra provincia, y sobre todo tenemos la responsabilidad de representar a quienes ejercen esta abnegada y digna profesión de la abogacía por el mandato que se nos ha otorgado.
Sin perjuicio de lo hasta aquí expresado vale la pena manifestar que el Consejo Directivo del Colegio de Abogados no cree en absoluto “que se ha puesto en jaque la institucionalidad de la provincia” ante la decisión de un Poder del Estado – el Legislativo- de sancionar los proyectos de ley que amplía el número de miembros de la Corte y la supresión del Consejo de la Magistratura creado por ley 5012. Este Poder del Estado Provincial ha ejercido una facultad que tiene prevista en la Constitución que todos juramos defender, tan simple como ello, su conveniencia y oportunidad las definió la política y así corresponde en un estado de derecho, donde todos debemos aceptar la voluntad democrática del pueblo cuando elige a sus representantes. Es cierto también que las opiniones de quienes no conforman la mayoría deben ser escuchadas en el ámbito en el que corresponde expresarlas; y en esa inteligencia, también es cierto que la responsabilidad de la opinión diversa debe ser expuesta cuando las circunstancias de tiempo y oportunidad así lo demandan.
Si de algo estamos convencidas y convencidos es del trabajo en equipo, tarea difícil en nuestra profesión de formación individualista y con contradictores permanentes, pero a ello dedicamos nuestros mejores esfuerzos; así intentamos todos los días compartir los múltiples problemas que la institución nos demanda, también nuestro norte y nuestras convicciones más profundas nos señalan  el respeto a la Constitución como objetivo primario en el curso de nuestras acciones, y en cada ocasión que puede haberse visto en peligro ese camino hemos sido firmes y contundentes, así lo expresamos y así  lo hicimos, no declamamos ni publicitamos las conductas, las ejercemos, no nos interesa el fugaz y cómodo flash de la popularidad, no es nuestro objetivo, a la democracia le damos nuestro testimonio, y a su ejercicio el respeto irrestricto a la libertad e igualdad que emana de la ley. 
Las garantías constitucionales no son en nuestra concepción un decálogo de buenas intenciones, son las premisas básicas mediante las cuales se construyen las comunidades libres y republicanas que muchos sólo declaman; no somos garantes de nada, somos protagonistas del tiempo democrático que como sistema de vida elegimos y de ese rumbo nada ni nadie nos desviará. Ya lo dijimos, pero lo repetimos una vez más, tenemos un compromiso de honor y de vida con la participación, el respeto por la opinión diversa y admiración por el diálogo y el debate que construye, sólo ello construirá consenso, sólo ello nos hará dignas y dignos en el ejercicio de nuestras responsabilidades, los formalismos vacíos y carentes de contenidos son máscaras que encubren intenciones y acciones que nosotros condenamos, más vale compartir y trabajar una idea que mil palabras elaboradas convertidas en promesas.
El Consejo Directivo del Colegio de Abogados, aboga y persistirá en el camino del entendimiento y comprensión para afianzar el ejercicio de nuestra profesión, nada, ni nadie, por influyente y poderoso que éste sea desviará nuestro norte; renegamos de las influencias en tanto son frágiles y ocasionales ventajas que como arena se las lleva el viento cuando éste cambia, quien la invoca desnaturaliza la petición legítima, y sólo queda expuesta en el vacío espacio de la ilusión que diluye las expectativas. Cumpliremos nuestro mandato porque ese es nuestro compromiso. Rendiremos cuenta ante nuestros pares cuantas veces se nos demande. Nada nos desviará del objetivo que, con esperanza, y fundadas razones nos fijamos cuando asumimos esta tarea.
A todas y todos los colegas les manifestamos nuestro agradecimiento, nuestro respeto y nuestra consideración; las diferencias son circunstancias que enaltecen las virtudes y exponen las verdades relativas que cada uno sabrá juzgar por su conducta en el transcurrir del tiempo que nos toca vivir.
 

Firmantes

En el texto, los abajo firmantes son: María Fernanda Rosales Andreotti, Víctor Alexis Russo, Luciano Darío González, María Florencia Martínez Azar, Silvina Andrea Fullana, María Lorena Varela, Cesar Prieto, Marcelo Ariel González, Fabiana Edith Gómez y Mariel Carolina Ale. 

27%
Satisfacción
0%
Esperanza
61%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
11%
Indiferencia

Comentarios

9/8/2020 | 00:36
#3
No que va ,liquidaron el ENRE , el Consejo de la Magistratura ,aumentaron ,por segunda vez en menos de un año los miembros de la corte , en un abrir y cerrar de ojos , tienen mayorias en las dos camaras y gobiernan por decreto modifican estatutos de los empleados publicos y/o docentes y convocan a las partes despues de protestas y otras yerbas y nada todo esta bien dale que va ....bienvenidos a jalilandia ...
7/8/2020 | 11:29
#2
Mi pregunta ¿ Por qué las cuestiones públicas, que nos atañen a todos de una u otra manera, no se hacen a plena luz del día? Somos republicanos, democráticos, honestos, cuando no nos ven o cuando nos conviene ¿Acaso queremos construir una sociedad distópica?
7/8/2020 | 09:28
#1
Encima de fiera malintencionada
7/8/2020 | 08:50
#0
Que viva la grieta. Que viva el fanatismo. Que viva la intransigencia y el desprecio hacia el otro. Asi estamos

Otras Noticias