Declaró por primera vez en el juicio en su contra

Lautaro Teruel le pidió perdón a una de las víctimas: “No fue mi intención abusarme”

El hijo de uno de Los Nocheros se mostró arrepentido, afirmó que se trató de un hecho “consentido”. Es por el caso en el que se les imputa a él y a dos amigos de 2014.
viernes, 8 de octubre de 2021 01:48
viernes, 8 de octubre de 2021 01:48

Marcos Lautaro Teruel, hijo del integrante de Los Nocheros Mario Teruel, declaró ayer por primera vez en el juicio que se desarrolla en Salta por las acusaciones de abuso sexual contra dos mujeres, una de ellas menor de edad. Pidió perdón, pero negó uno de los abusos denunciados.


En su testimonio hizo alusión al segundo caso -ocurrido en 2014- en el que está imputado junto a dos amigos por “abuso sexual con acceso carnal agravado por el número de personas”.
“No fue mi intención abusarme” de la joven que lo denunció, resaltó Marcos Teruel al prestar declaración según publicó El Tribuno.
Durante su declaración, afirmó que fue “algo consentido” y le pidió perdón a la víctima, pero negó haber cometido algún tipo de abuso.


En su denuncia -que hizo pública en Facebook en 2019-, la joven indicó que asistió a una fiesta con Teruel y sus amigos, Silvio Ezequiel Rodríguez y Gonzalo Isaac Farfán, con quienes luego se dirigió hacia la casa de Teruel.
Relató que había “pegado onda” con Silvio Ezequiel Rodríguez, a quien ya conocía. Ya en la casa, alcoholizada y sin recordar si había fumado marihuana, mantuvo relaciones con él.
En ese momento, denunció la joven, ingresó Teruel desnudo y abusó de ella. Luego, entró Farfán. La víctima dijo haberse sentido “horrible”.


En ese punto, Teruel sostuvo que mientras su amigo tenía relaciones con la denunciante tocó la puerta de la habitación que queda en un primer piso de su casa y detalló: “Los dos me aceptaron”.
Durante su declaración, Teruel recordó que tiempo después de lo ocurrido se cruzó en una reunión con la denunciante: “Me abrazó, me besó y me dijo que disfrute de la fiesta. (Luego) Se terminó armando todo esto”.
Frente al tribunal, integrado por los jueces Carolina Sanguedolce, María Gabriela González y Pablo Farah, de la Sala III, el imputado dijo sentirse “arrepentido” y le pidió perdón a la víctima. 


Además, habló acerca del consumo de marihuana como algo “muy de la familia” y agregó: “En mi casa jamás le ofrecí a alguien, si piden convido”.


Por último, el imputado volvió a afirmar que se trató de un acto consentido, que nunca forzó a la joven y que no fue su intención abusar de ella.


“No la agarré por descuido”, expresó Teruel, e intentó desligar de responsabilidades a su amigo Gonzalo: “No tiene nada que ver en esto”.


Teruel llegó al juicio imputado por los delitos de abuso sexual. Además del caso por el que declaró ayer, se lo acusa por el abuso sexual agravado de una niña, quien denunció que la atacó en reiteradas ocasiones entre sus 10 y 13 años.
La denuncia fue radicada por la madre de la niña, el 13 de marzo de 2019. Lautaro Teruel se negó a declarar en el inicio del juicio sobre este caso. Sin  embargo su padre, que habló como testigo, reveló que su hijo le confesó que había cometido el abuso. 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
100%
Indiferencia

Comentarios

Otras Noticias