Discutió con un vecino y terminó con traumatismo facial

martes, 21 de noviembre de 2023 02:14
martes, 21 de noviembre de 2023 02:14

En las primeras horas de la madrugada de ayer un hombre de 31 años ingresó trasladado por una ambulancia del SAME a urgencias del Hospital San Juan Bautista, luego de ser encontrado tendido en la vía pública con el rostro ensangrentado. Hasta ayer, la víctima identificada como Rubén Federico Vergara Andrada continuaba internada con traumatismo facial. 

Fuentes policiales informaron que, a la una de la madrugada, una vecina de calle Domingo de Vergara al 2000 llamó al SAE 911, manifestando que a metros de su casa había una persona tendida en la calle inmóvil con el rostro ensangrentado. 

De inmediato, los efectivos de la Comisaría Sexta se dirigieron al lugar, donde al llegar dialogaron con la vecina, que les comentó que antes de llamarlos escuchó ruidos y a personas que discutían en la calle, por lo que salió a ver lo que ocurría. Allí observó a un hombre tendido en el suelo con el rostro ensangrentando, siendo su vecino Rubén Federico Vergara Andrada, que estaba aparentemente alcoholizado.

Mientras diligenciaban la ambulancia del SAME para que asistieran al herido, los efectivos dialogaron con un hombre de apellido Abregú, quien les comentó que el herido había estado ingiriendo bebidas alcohólicas desde horas tempranas y que estaba “cargoso”, atacándolo con un golpe de puño en el rostro, por lo que se defendió y, en consecuencia, Vergara terminó en el suelo con el rostro ensangrentado.

Más tarde, se informó que Vergara Andrada quedaría internado en el sector de terapia intermedia con traumatismo facial, sin que corriera riesgo su vida. 

Seguidamente, el hecho fue informado a la fiscal Antonella Kranevitter, que impartió las directivas a seguir.

Demoran a cinco adolescentes
A las 06.30 de la mañana de ayer, por un llamado telefónico, efectivos de la Subcomisaría Banda de Varela se hicieron presentes en la Ruta Provincial Nº1, a la altura de un local bailable, donde procedieron a la demora de cinco adolescentes entre 15 y 17 años, que habrían sido sorprendidos causando un desorden en el lugar y, al notar la presencia policial, vociferaron insultos e invitaron a reñir al personal interviniente. Ante esta situación, los jovencitos fueron puestos a disposición de la Fiscalía Penal Juvenil, desde donde se impartieron las directivas a cumplimentar.

Comentarios

Otras Noticias