Un inicio de veda agitado

En una muestra de apoyo oficial, Boudou se mostró ayer junto al gobernador riojano, favorito para mañana.
sábado, 28 de mayo de 2011 00:00
sábado, 28 de mayo de 2011 00:00

Por Por Miguel Jorquera, del diario Página 12

La jornada otoñal riojana fue agradable. Pero el primer día de veda electoral en La Rioja –antes de las elecciones de mañana, donde se elegirá gobernador– terminó siendo una jornada política agitada. El candidato radical, Julio Martínez, denunció que le negaron acreditaciones para sus fiscales informáticos en el centro de cómputos; el filokirchnerista Nuevo Encuentro se quejó de que recién ayer le entregaron 20 mil boletas de su fórmula (que imprime la provincia); y el ex gobernador Angel Maza, que pretende volver a la gobernación, afirmó que se tuvo que imprimir sus propias papeletas porque las oficiales tenían “errores”. Hubo una manifestación y hasta un corte de calle frente a la histórica Escuela Normal ahora remodelada para albergar varias salas de cine; y el gobernador Luis Beder Herrera –que va por su reelección– recibió al ministro de Economía, Amado Boudou, que llevó hasta La Rioja los avales del gobierno nacional para un crédito de 30 millones de dólares que la provincia recibirá del Banco Mundial. Al caer la noche el ministro de Gobierno riojano, Felipe Alvarez, aseguró que el reclamo de Martínez había sido “solucionado” y reiteró que la “elección del domingo se va a hacer con transparencia”.

Los diarios locales salieron ayer plagados de avisos de campaña como los que aparecen en toda la ciudad de La Rioja con gigantografías, afiches, pasacalles y pintadas, donde la figura de Beder Herrera –que va por su reelección como gobernador– le gana cómodamente en cantidad a las de sus rivales. La ingeniería electoral que diseñó el gobernador acumula decenas de colectoras de distintas vertientes, que van desde el kirchnerismo al menemismo residual. Era el fin de la campaña que daba paso a la veda.

Pero el sol otoñal comenzó a calentar una jornada que en principio aparecía políticamente tranquila. El diputado radical Martínez, candidato del Frente Cívico para el Cambio, salió a cuestionar que la visita que Boudou haría a La Rioja “viola la veda electoral”. Por la tarde, después de las seis, cuando La Rioja vuelve a ponerse en marcha tras la siesta, Martínez ampliaba la denuncia en una raleada rueda de prensa. “El Tribunal Electoral nos negó la presencia de veedores informáticos en el centro de cómputos oficial, lo que genera un manto de sospecha sobre cómo se va a realizar el recuento de votos”, soltó ante Página/12.

Martínez agregó que tampoco le permitieron probar, como en las anteriores elecciones, el software que se utilizará en el recuento del domingo y que no podrá fotocopiar los telegramas del Correo Argentino, que esta vez solo estará a cargo del traslado de las urnas y los telegramas pero no de la carga informática. “Angel Avila (el presidente del Tribunal Electoral) es un buen soldado de la causa del gobernador”, ironizó Martínez ante este diario mientras se comunicaba con Alejandro Tullio, el titular de la Dirección Nacional Electoral, para hacerle el mismo reclamo.

Pero la de Martínez no fue la única denuncia. Rogelio Di Leonardi, candidato a intendente de la Capital riojana por NE, aseguró que recién ayer recibieron de la imprenta del gobierno provincial “apenas 20 mil boletas” de su frente electoral. “Tuvimos que salir a repartirlas urgente, porque con el festival de colectoras que armó el gobernador va a ser difícil que la gente las pueda ubicar en el cuarto oscuro”, afirmó a este diario.

Los colaboradores del ex gobernador Maza aseguraron también que su partido Unión Riojana tuvo que mandar a imprimir sus propias boletas en forma privada porque las oficiales tenían errores. “No se lo queremos atribuir a nadie pero tuvimos que recurrir a otra instancia para solucionarlo”, agregó a Página/12 la senadora Ada Maza, hermana del candidato que aspira a volver.

Al caer la tarde, Boudou arribó en un avión particular a La Rioja. Llevó consigo los avales del gobierno nacional para el crédito de 30 millones de dólares que el Banco Mundial le otorgará a la provincia, destinado a obras públicas y pagadero a 25 años, con 5 años de gracia y con una tasa del dos por ciento anual. Casi el total, unos 25 millones, serán volcados en el tema hídrico.

“Todo esto para darle agua a nuestra gente, porque sin agua no hay vida. La falta de crecimiento de la provincia se debió en gran medida a la falta de agua”, dijo Beder Herrera ante Boudou, su comitiva, casi todos sus funcionarios y los periodistas. Luego agradeció al ministro y al gobierno nacional por la gestión. Dos horas después, Boudou ya estaba en vuelo de regreso a Buenos Aires.

Al terminar el encuentro, el ministro Alvarez salía al cruce de las denuncias. “Ya he hablado con Martínez y está todo solucionado. Vamos a realizar una elección transparente y segura, queremos que sea una fiesta cívica”, sentenció ante la consulta de Página/12.

Fuente: Página 12

Comentarios

Otras Noticias