Cerca del 7% de los usuarios de la EC Sapem pagan Tarifa Social

El costo lo paga la Nación y representa unos 800.000 pesos mensuales.
sábado, 26 de enero de 2013 00:00
sábado, 26 de enero de 2013 00:00

En el marco del pedido de la gobernadora Lucía Corpacci para que todos los catamarqueños puedan acceder al servicio de energía eléctrica en forma normal, el Ministerio de Servicios Públicos y la empresa estatal EC Sapem están trabajando con la Tarifa Social.
En ese sentido, El Esquiú.com realizó diferentes consultas tanto al ministro de Servicios Públicos, Luis Romero, como al presidente de la empresa estatal, Guillermo Dalla Lasta, para saber cómo esta gestión trabaja con este programa.
La Tarifa Social es un programa con el cual se subsidia a aquellas personas que no pueden pagar el suministro normal de energía. En esa línea, los montos que destina la provincia para que los beneficiarios puedan acceder al servicio posteriormente son reintegrados por la Nación.
Actualmente son unas 7.000 personas aproximadamente las que están incluidas en este beneficio en toda la provincia.
De acuerdo con lo señalado por el ministro del área, esta gestión realizó un nuevo reempadronamiento. Asimismo destacó que para que la persona acceda debe solicitar el beneficio en la empresa de energía y en el Ministerio de Servicios Públicos.
Asimismo, destacó el funcionario que lo que se intenta con este programa es “que las personas puedan acceder al servicio eléctrico como todos los demás usuarios, tal como lo pidió la gobernadora”.
Por otra parte, el funcionario explicó que actualmente el porcentaje de personas que perciben este beneficio no supera el 7 por ciento del total de los usuarios, que llegan a los 107.600, “lo que no es un número significante”.
No obstante, Romero indicó que este número es variable “porque hay casos en que personas pueden empezar a pagar los montos normales, como también hay casos en que otros usuarios se suman al beneficio”.
Por su parte, el presidente de la EC Sapem brindó más detalles del programa y señaló que para que un usuario pueda acceder al beneficio se realizan cuatro pasos una vez que la persona solicita ser incluida en el programa.
“La empresa junto a asistentes sociales visita al posible beneficiario para conocer si entra dentro de los requisitos socioeconómicos. Una vez ahí se eleva un informe al Ministerio de Servicios Públicos que da el alta. Luego pasa al ENRE para su revisión y de ahí pasa a la Nación que envía los fondos”.
El presidente del directorio agregó que el costo actual de la Tarifa Social en la provincia significa unos 800.000 pesos, que luego son reintegrados por la Nación, “los que no son un monto significante para la empresa teniendo en cuenta los otros gastos que tiene”.
Además, explicó que los fondos que envía la Nación se pueden demorar unos seis meses hasta que llegan a la provincia.

“Extrema justicia”

Según señalaron desde los organismos oficiales, en lo que va de la gestión se incluyeron unos 2.500 nuevos usuarios a la Tarifa Social. Al respecto, Romero destacó que es un programa para que “los que menos tienen puedan acceder al servicio de energía eléctrica de una forma legal, tal como lo pidió la gobernadora”.
Por su parte Dalla Lasta aseveró que la aplicación de la Tarifa Social es un acto de “extrema justicia”, porque las personas que acceden a este beneficio “no son personas que tienen aire acondicionado y varios teles, son personas que tienen lo elemental”.Y destacó que este beneficio cubre a las personas que no pasan de los 400 kw. “El que se pasa de eso debe pagar la diferencia”, señaló el funcionario.
 

Nuevos Beneficiarios

El presidente de la EC Sapem, Guillermo Dalla Lasta, destacó que la Tarifa Social tiene estrecha relación con los trabajos que se vienen realizando para disminuir el número de “colgados”.
En ese sentido, explicó que en lo que va del año se hicieron cerca de 28 intervenciones a barrios que estaban en una situación irregular, y que la mayoría de las personas pasaron a percibir el beneficio de la tarifa social.
Asimismo, el funcionario destacó que la empresa tiene previsto para este año normalizar al menos unos diez barrios más. “En total son unas 2.800 personas, de las que seguramente al menos unas 2.000 pasarán a percibir la Tarifa Social”.
“Una vez que pasemos los problemas del verano, vamos a empezar a trabajar fuertemente en lo que es regularizar a los usuarios que no están en una situación legal”, afirmó el presidente del directorio de la EC Sapem.
Dalla Lasta aclaró que este trabajo para regularizar a los usuarios colgados es “un expreso pedido de la Gobernadora”.
“Por un lado por seguridad, porque el estar colgado significa mucho peligro para las personas”, dijo el funcionario, a lo que agregó que “por otro lado la regulación es por control, para poder medir el consumo y para no estar en falta con CAMMESA, que nos puede multar por esta situación”.
 

Comentarios

Otras Noticias