Granja Ecológica apelará para no ceder en sus intenciones de quedarse con Cotalí

La empresa presentará el escrito donde defenderá el derecho de los acreedores que cedieron sus créditos y fueron excluidos.
lunes, 07 de enero de 2013 00:00
lunes, 07 de enero de 2013 00:00

La firma santafesina Granja Ecológica SA anticipó que apelará la decisión del Juzgado de 1ª Instancia Comercial, a cargo de Elsa Nieves Bosch, de excluir a los acreedores -que habían cedido sus crédito- para la suma en el cómputo de las mayoría en el concurso de la COTALÍ, a los fines de que les devuelva dicho derecho y quedando los porcentajes de acuerdos nuevamente favorables a la santafesina. No obstante ello, aclaran que los porcentajes siguen favoreciéndolos en el 76,41% del monto y el 53,33% de los votos, y en relación a los acuerdos de CAPRESCA (la otra interesada) en el 11,17% del monto y el 20% de los votos.
Desde la empresa remitieron a El Esquiú.com el borrador de lo que será la apelación que presentarán, una vez notificado, en la que resaltan que la no participación Granja Ecológica S.A en la Audiencia Informativa (la cual es un mero formalismo para la iniciación del salvataje) no implica que sus propuestas estén contra de los intereses de Cotalí. “Al contrario, se hicieron propuestas que fueron aceptadas en cada una de sus partes por los acreedores, quienes cedieron en forma absolutamente voluntaria con fecha anterior sus créditos a favor de Granja Ecológica S.A, sin que esa cesión implique perjuicio alguno a la continuidad de la empresa, sino todo lo opuesto, pues era la única propuesta realizada hasta esa fecha. Por ello, lejos se puede atribuir a cada uno de los acreedores motivaciones “extra concursales” ni intencionalidad alguna de “causar daño a la concursada”.
Asimismo, justifican la decisión de la concursada Cotalí, “el derecho de los acreedores a percibir su crédito con una u otra propuesta de pago, no configura abuso alguno de derecho por parte de los acreedores”, y agregan que la propuesta de Granja Ecológica S.A. fue anterior a la recepción de la propuesta de CAPRESCA”.
Al mismo tiempo, critican que en el fallo de la jueza, que se ha dejado de lado la opinión del Síndico, que es quien tiene por rol principal velar por los intereses de la Cotalí, y quien dictamina que en el caso de los acreedores Herr, Flores, Morales, Acevedo y Barros, no les es aplicable el Art. 45, por cuanto no son controladores de Cotalí, pues se encuentra intervenida judicialmente desde octubre de 2010, por Concurso Preventivo. “Es decir que es imposible material y jurídicamente que controlen la sociedad, pues la jueza a cargo en esa época designó un interventor judicial que cumple hasta la actualidad (por una situación excepcional de concurso preventivo) con todos los roles de control que antes se dividían por cargos entre los cooperados. Que no pueden ser declarados acreedores hostiles, pues el no haber contestado a la propuesta posterior de CAPRESCA no amerita la calificación de hostiles, bajo ningún punto de vista”, afirman.
Además, defienden la postura de los gremios ATILRA, AMPIL, OSPIL, que no configura accionar hostil alguno al firmar acuerdo sólo con uno de los inscriptos en el salvataje (Granja Ecológica S.A). “Por el contrario, defienden la falta de ética que implica la propuesta de CAPRESCA de bajar a sus agremiados del privilegio especial que tienen al cobrar sus créditos con anterioridad a los acreedores quirografarios”
Por otra parte, entienden que el salvataje es la decisión de los acreedores de tomar la mejor oferta a sus créditos impagos desde hace 3 años y con intereses paralizados. “Aceptar una u otra propuesta es parte del libre albedrío de cada acreedor, sin que esto implique hostilidad, connivencia, o querer dañar a la empresa”, enfatizan.
 

Tranquilidad

Daniel Moreno, interventor de la Cotalí, indicó que más allá del fallo de la jueza, aún deben seguir esperando que se resuelva quién finalmente se quedará con el concurso. Mientras tanto, explicó que los trabajadores siguen realizando sus tareas de manera normal y en un clima de total tranquilidad. “Lo hacen con la seguridad de que el concurso tomará un buen rumbo y la mejor decisión para la protección del empleo”, subrayó.
Asimismo, indicó que no tienen plazos sobre la definición sobre quién se quedará con concurso para evitar la quiebra de Cotalí.

Comentarios

Otras Noticias