Contra el intendente Humberto Valdez

Acusan persecución política en Fray Mamerto Esquiú

El joven militante radical Pablo Herrera dijo que pagó el costo por ser “librepensante”.
sábado, 19 de octubre de 2013 00:00
sábado, 19 de octubre de 2013 00:00

El intendente de Fray Mamerto Esquiú, Humberto Valdez (FCyS), fue acusado de “persecución política” por un joven militante radical que gozaba de una beca sociocomunitaria pero que, “por pensar diferente”, vio concluido su beneficio. “Cuando fui a cobrar mi beneficio sociocomunitario del municipio de Fray Mamerto Esquiú, me di con la sorpresa de que me lo habían dado de baja”, dijo el joven Pablo Herrera a El Esquiú.com.
Herrera, quien milita en el comité de la juventud radical de ese departamento y es hijo de un reconocido militante radical de la zona que recientemente se adhirió a las fuerzas del Frente Voluntad Social (VOS), liderado por el diputado provincial Alfredo Gómez, comentó que había antecedentes de entredichos entre él y el intendente Valdez.
“A principios del año, él (en referencia al intendente) me citó a su despacho para reprenderme porque la juventud radical había regalado bolsitas con golosinas a los niños para el Día de Reyes sin su permiso. Él me dijo que es el ‘dueño’ del departamento. Desde entonces, él y yo siempre hemos estado en problemas”, dijo el militante, quien es el vicepresidente de la Juventud Radical a cargo de la presidencia, por renuncia del titular.
En relación con la baja de la beca de la que era beneficiario, Herrera adelantó que buscará la forma de solicitarle explicaciones al jefe comunal sobre los motivos de la decisión. “Nadie me dio explicaciones. En la dirección de Personal me dijeron que debía hablar con el intendente; en todos lados me dijeron lo mismo. No quisiera creer que es por motivos políticos. Quiero que el intendente me diga los verdaderos motivos por los que me quitó el plan”, demandó, y reveló que ya le habían llegado rumores de posibles represalias en su contra por su postura permanentemente crítica hacia la gestión del intendente Valdez.
Herrera atribuye la decisión de la comuna a esa misma postura reprobatoria, así como al antecedente del paso de su padre de la orgánica radical a la estructura del VOS. “No he hecho nada malo. Sólo pensar diferente. Quiero un radicalismo de puertas abiertas”, dijo el joven, para luego concluir: “Este es el precio que se paga en Fray Mamerto Esquiú por ser un librepensante. No hay lugar para eso en el departamento”.

Comentarios

Otras Noticias