Seis casas para familias rurales

La gobernadora entregó viviendas, entre ellas, las primeras rurales

lunes, 23 de diciembre de 2013 00:00
lunes, 23 de diciembre de 2013 00:00

La Gobernadora Lucía Corpacci entregó ayer las llaves de 69 soluciones habitacionales a igual cantidad de familias entre mejoramientos del programa Mejor Vivir II-Cooperativas en Acción; viviendas rurales del programa Mi Origen, mi lugar y viviendas Solhabitat.
En Paclín se entregaron seis viviendas rurales, hecho que tiene un significado especial, ya que son las primeras viviendas de este tipo que se entregan, de las 450 proyectadas en toda la provincia.
Las primeras viviendas rurales beneficiaron a vecinos de Las Lajas, La Higuera, San Antonio y La Merced. Allí, la jefa de Estado estuvo acompañada por el secretario de la Vivienda, Octavio Gutiérrez; el ministro de Obras Públicas, Rubén Dusso; el subsecretario del área, Marcelo Murúa; el secretario de Gabinete, Guillermo Ferreyra y el senador departamental Marcelo Cordero.
Las viviendas rurales son complejos habitacionales de 85 metros cuadrados, y cada una cuenta con dos dormitorios, cocina con bacha, horno interno y calefón, baño instalado, lavadero exterior, comedor, dos ingresos y pergolados exteriores.
Están especialmente pensadas para evitar el desarraigo y la emigración de la juventud hacia las urbes, contemplando la realidad de las familias que habitan el interior profundo de Catamarca.
Con estas entregas, el Gobierno superó las 7.000 soluciones habitacionales en dos años de gestión, y la Gobernadora destacó en el acto que “este Gobierno tiene la profunda convicción de que todos tenemos el mismo derecho, todos tenemos derecho a vivir mejor” y por eso subrayó que “en este proyecto miramos al otro como un hermano, y no como alguien a quien hay que tirarle una limosna para que nos vote”.
La mandataria, que mantuvo el mismo ritmo de entrega de viviendas antes, durante y después del período electoral, señaló que “no hay cosa más emotivas dentro de la gestión de Gobierno que entregar viviendas, porque es darles la seguridad de que van a tener un techo, de que sus hijos van a estar guarecidos, de que no van a pasar frío ni calor”, y recordó que “ahora entregamos a personas que están anotadas desde hace siete u ocho años, pero antes entregábamos a personas que estaban anotadas desde dieciocho o veinte años”.
Al hablar con los vecinos de Paclín, Lucía comentó los avances en la obra del Hospital de Paclín, y señaló que “aquellos que hoy critican y dicen que la salud esto y lo otro, nunca se ocuparon de poner un ladrillo”, algo que consideró necesario tener presente, porque “no estamos en campaña ni hay elecciones, pero las cosas hay que decirlas. Y lo cierto es que a nosotros no nos van a encontrar en fiestas: trabajamos desde la mañana a la noche”.

Comentarios