Por el robo de los 350.000 pesos y las dudas sobre su procedencia

Apartaron al titular de la AFIP y designaron a un interventor

Rodríguez y Figueroa, marido y mujer, no se presentaron a declarar todavía.
lunes, 25 de febrero de 2013 00:00
lunes, 25 de febrero de 2013 00:00

Carlos Rodríguez, hasta hace pocas horas titular de la Agencia Catamarca de la Administración Federal de Ingresos Públicos, fue apartado del cargo tras profundizarse la investigación penal por el robo de 350.000 pesos del que fuera víctima su esposa, informaron fuentes oficiales.
La decisión fue tomada por la jefatura regional del organismo, encabezada por la contadora Leguizamón, y desde la misma ya se designó una intervención para la AFIP local; el encargado del interinato será el contador Castillo, oriundo de Tucumán.
Hasta el momento, según confirmaron fuentes judiciales, la Justicia Federal no ha tomado intervención en el caso y se mantendrá en espera mientras que se esclarece la procedencia real del dinero que le fuera robado a Elizabeth Figueroa en la madrugada del sábado pasado en el local comercial “Beto’s”.
En este sentido, cabe tener en cuenta dos puntos esenciales en el decurso investigativo: por un lado, las declaraciones oficiales de los damnificados por el robo. Hasta el momento tanto Figueroa, como su esposo, no se han presentado a declarar ante las autoridades de la Fiscalía Criminal. No obstante, de acuerdo a la información confirmada por fuentes consultadas, ambos ya fueron citados para brindar sus versiones del hecho delictivo, entre otras cuestiones. La presencia de los dos se haría efectiva entre el miércoles y jueves de esta misma semana.
El testimonio de la principal damnificada por el robo será esencial, ya que en sus primeras declaraciones ante autoridades policiales y judiciales existirían incongruencias de una instancia a otra en lo que respecta a la suma de dinero total robada.
En un primer momento, según se pudo conocer, la mujer declaró que tenía el dinero consigo porque “no es suficientemente segura” como para dejarlo en su domicilio. Además, la mujer aseguró en su primera exposición que la suma robada ascendía a 300.000 pesos; luego, tras una ampliación de la declaración judicial, aseguró que la suma era de 350.000 pesos. Y finalmente, tras los procedimientos realizados por la Fiscalía en conjunto con la Policía se pudo conocer que uno de los ladrones -Daniel Oscar “Tuqui” Vega- efectivizó varias compras, presuntamente con una parte del botín robado, por lo que la suma total del dinero robado ascendería a 390.000 pesos.
Llegado este punto cabe destacar que si bien el hecho puntual del robo ya estaría completamente esclarecido, la investigación ahora apunta al evento anormal que representa la presencia de una suma tan elevada de dinero en el lugar y el momento del robo.
Por otro lado, los empleados del local de comidas que estuvieron trabajando la noche del robo también fueron citados para declarar. Previamente, se requirieron las cámaras de seguridad del local para brindar mayores precisiones en torno al hecho. Sin embargo según se pudo conocer, las mismas no estaban funcionado al momento del hecho ya que habían sido instaladas en los días previos al atraco y no habían sido habilitadas para su funcionamiento.

Revuelo nacional

Los principales medios de comunicación del país dieron cuenta en sus ediciones de ayer sobre el robo de los 350.000 pesos acaecido el pasado fin de semana.
La Nación, Perfil, La Voz del Interior, Cadena 3, Infobae, El Intransigente (Tucumán), entre otros, publicaron la noticia tanto en sus versiones digitales como en los diarios papel.

Investigación

El hecho ya estaría completamente esclarecido. La investigación ahora se aboca a clarificar la procedencia del dinero y las razones por las cuales estaba en el lugar del hecho.

Comentarios

Otras Noticias