El gobierno desmintió que la madre de Cristina haya sido evacuada a Olivos

Oscar Parrilli, secretario general de la Presidencia, dijo que esa noticia "es absolutamente falsa y de mala fe".
sábado, 6 de abril de 2013 00:00
sábado, 6 de abril de 2013 00:00

El gobierno nacional desmintió de plano que Ofelia Wilhem, la madre de la presidenta Cristina Fernández de Kirchner, haya sido evacuada de su casa de la ciudad de La Plata a la Quinta de Olivos, tal como lo publicó hoy el diario porteño Perfil, medio que le dedicó un gran despliegue a esa información. Esa noticia "es absolutamente falsa y de mala fe", afirmaron desde el círculo cercano a la mandataria.

El encargado de salir al cruce de esa información fue el secretario general de la Presidencia Oscar Parrilli. El funcionario es uno de los más estrechos colaboradores de Cristina y eligió un comunicado de prensa para sentar posición sobre la noticia publicada por el diario cuyo propietario es Jorge Fonteveccia.

"Ante la noticia aparecida en el día de hoy en el diario Perfil, con gran despliegue y fotos en tapa y página 6, anunciando que la madre de la señora Presidenta de la Nación, Dra. Cristina Fernández de Kirchner fue “evacuada” a Olivos. Informamos que es absolutamente falsa y de mala fe", expresó Parrilli en el primer párrafo del comunicado.

El secretario general de la Presidencia consignó que Ofelia Wilhelm "no ingresó a la Quinta de Olivos ni el jueves pasado ni ninguno otro día de la actual semana. Más allá que para poder ver a su hija tiene que ir a Olivos por que, aunque a Fontevecchia no le guste, Cristina Fernández de Kirchner es Presidenta y vive allí. Casi una obviedad. Pero ya se sabe, con ciertos medios hay que explicar hasta lo obvio. Aunque tal vez, podríamos montar una carpa sobre avenida Maipú o avenida Libertador para que la Presidenta pudiera recibir a su madre y a sus familiares o allegados".

"Esta práctica de mentir descarada y maliciosamente no es nueva en el diario Perfil, que ya lo ha hecho en reiteradas oportunidades en contra de las familias Kirchner y Fernández", advirtió Parrilli, y ante ese se preguntó: "¿Qué se pretende? ¿Qué se intenta trasmitir a los lectores? ¿Por qué tanta saña y malicia contra la Presidenta y su familia? ¿Qué se esconde atrás de semejantes ataques? ¿Algún problema personal con ella? ¿Acaso un problema con su género? ¿O Fontevecchia añora algo que no puede ser? O tal vez trasmitir animosidad en contra de la madre de la Presidenta, que vivió en la misma casa desde hace más de 50 años y también lo hizo su hija, hoy Presidenta, hasta que se mudó a Río Gallegos luego de casarse con el ex presidente Dr. Néstor Carlos Kirchner".

Parrilli consideró que al empresario "le molesta que siga siendo igual, y viviendo de la misma manera, a pesar de haber tenido un yerno Presidente y a una de sus hijas Presidenta. Cosa que, por cierto, no es ningún mérito, pero también no es menos cierto, algo que no es muy común en nuestro país. Que les molesta y los altera: Que sean un familia normal y típica de clase media argentina? De la que no pueden contar escándalos ni crónicas amarillas, como hacían con otros?"

"Tan mentira es, que ni siquiera tiene lógica. Porque la habrían evacuado el jueves, si la inundación, que además no llegó a afectar las casas de la cuadra donde vive, fue el martes 2 de abril y el jueves no sólo se habían escurrido las aguas, sino que además había retornado la luz y el agua? Aunque al Sr. Fontevecchia le moleste, con la inundación llegando casi a la vereda de la cuadra, sin luz, sin agua y sin teléfono, la madre de la Presidenta, se quedó en su casa como el resto de los vecinos. Y si no nos cree, que le pregunte a su amigo Jorge Lanata, cuya notera estuvo haciendo guardia en la puerta de la casa en Tolosa para ver qué hacía Ofelia Wilhelm. ¡Qué grado de persecución! Nunca antes visto. Y también que poca imaginación para ejercer la noble profesión de periodista".

La Capital

Comentarios

Otras Noticias