Con la transferencia automática de los bienes de la policía de la provincia de Catamarca

El massismo local impulsa la creación de Policías Municipales

Los intendentes serían los máximos responsables de la fuerza y designarán a los jefes locales.
lunes, 14 de abril de 2014 00:00
lunes, 14 de abril de 2014 00:00

Un controvertido proyecto que ingresó a la Cámara de Diputados propone la creación de Policías Municipales a través de la descentralización de la conducción de la fuerza, colocándola bajo la órbita directa de los oficiales jefes de zona o regionales, adoptando la figura de jefe de Policía Municipal, con dependencia directa del intendente de cada municipio. De aprobarse se transfieren todos los elementos policiales, incluido el presupuestario, a las comunas.

La iniciativa pertenece al diputado de la Renovación Peronista, Nicolás Verón, y tiene su coincidencia con la que a nivel nacional impulsa el líder del Frente Renovador, Sergio Massa, a quien este sector del peronismo de Catamarca acompaña en la provincia.

Verón sustenta su proyecto en cinco puntos esenciales. Entre los más destacados está la descentralización del mando y conducción del jefe general de Policía sobre los jefes de Policías Municipales. En segundo término prevé la incorporación de la figura del intendente como responsable directo de la seguridad municipal en cada municipio, en un trabajo mancomunado con el jefe de Policía Municipal.

Asimismo, motoriza la descentralización y distribución de los fondos actualmente asignados a la Policía de la Provincia, para el funcionamiento de las tareas preventivas y operativas en cada comuna, el cual será administrado por el jefe de policía municipal y el intendente, conforme a la magnitud de cada municipio, dada por la densidad territorial, cantidad de habitantes e índice delictual.
En tanto, el gobierno provincial continuará con la liquidación de haberes del personal, ascensos y demás cuestiones administrativas.

Puntos

La ley, en su artículo primero, plantea la creación de las Policías Municipales mediante la transferencia automática de todos los elementos policiales, que dependen de la policía de la provincia de Catamarca, destinados en cada municipio, con todos sus medios materiales y de personal, hacia la autoridad absoluta de los respectivos intendentes de cada municipio en todo lo referido exclusivamente a lo operativo.

De esta manera los jefes comunales se constituyen en los responsables absolutos del ejercicio de la funcionalidad y operatividad de los elementos policiales transferidos a su cargo; quedando los mencionados elementos policiales escindidos de la Jefatura General de la Policía de la Provincia, la que quedará incursa en la orgánica de la Secretaría de Seguridad de la provincia, con rango ministerial.

Los responsables o jefes de las Policías Municipales dependerán de un coordinador general, inserto dentro de la orgánica de la Secretaría de Seguridad. Los mismos serán designados a propuesta de cada intendente y deberá ostentar la jerarquía de Oficial Jefe o Superior, según la magnitud del municipio y los postulantes existentes.

La creación de las Policías Municipales deja sin efecto las Jefaturas de Zonas y Jefaturas de Regionales, las cuales adoptarán su autonomía bajo la forma de Policía Municipal de cada municipio de los departamentos de la provincia.


Autonomía presupuestaria

La ley establece que los intendentes municipales dependerán del secretario de Seguridad en todo lo relacionado a las cuestiones administrativas del personal; trámites para cambios de destinos, situación de revista del personal de oficiales y suboficiales, y todo lo determinado en la ley orgánica del personal policial, y únicamente serán autónomos para la formulación del presupuesto y elevación de requerimientos de fondos para el ejercicio operativo de las tareas policiales con la correspondiente obligación de la rendición de los mismos.
Los jefes comunales dispondrán de manera autónoma de un presupuesto distribuido en cada municipio conforme a las necesidades operativas de los mismos, distribuido de manera proporcional entre la cantidad de habitantes e índice delictual; para llevar a cabo las tareas operativas la adquisición de efectos, armamento, gastos en capacitación, instalaciones, etc., de lo cual rendirá cuentas a la Secretaría de Seguridad a través del órgano correspondiente.


Transferencia de los bienes

Transferencia a las comunas implicría todos los materiales, armamento, equipo, parque automotor, etc., correspondientemente inventariado, lo que quedaría bajo la absoluta responsabilidad del intendente del municipio ante el secretario de Seguridad.
Las policías municipales serán autónomas entre sí y mantendrán la premisa de recíproca cooperación entre las mismas para aquellas eventualidades en que sean superadas en sus capacidades.
 

Comentarios