Para Zavaleta, el informe no dice “nada”

Asimismo, sostuvo que omite el análisis político que resulta indispensable para emitir una opinión.
sábado, 19 de julio de 2014 00:00
sábado, 19 de julio de 2014 00:00

Consultados sobre el informe de la consultora privada Noamics, el contador Armando Zavaleta, exsubsecretario de Finanzas de la Provincia, aseguró que el análisis de la consultora, desde lo económico, no dice ni representa nada. Asimismo, sostuvo que omite el análisis político que resulta indispensable para emitir una opinión.

“No hay nada más inútil que considerar a la economía como una ciencia abstracta o teórica, como aquí se la trata; no relacionada con la realidad y con su esencia que no puede ser otra que servir al hombre”, enfatizó el actual secretario de Estado del Ambiente.

De acuerdo al análisis técnico, el informe hace referencia al crecimiento poblacional y “a éste pretende compararlo con el crecimiento del empleo público. Esta comparación nada muestra. En última instancia, debería atenderse al crecimiento de la PEA (Población Económicamente Activa) o concretamente la demanda laboral”, explicó.

Para Zavaleta, hablar de planta óptima o exceso requiere conocer la necesidad real de empleados, atendiendo a las funciones públicas que presta un Estado.

“El análisis es tan abstracto y sacado de contexto que no considera la crisis del 2001 y el resurgir en el 2003, con un gobierno ideológicamente diferente, que afronta una gran crisis producto de las políticas neoliberales que generaron efectos nocivos, como el desempleo”, subrayó.

Asimismo, hizo hincapié en que el estudio realizado por la consultora Noamics tampoco considera las nuevas funciones públicas asumidas o adoptadas por el Estado, las que necesariamente requieren de recursos materiales y humanos antes no contemplados en la administración del Estado.

“Dada la carencia de sentido para el análisis, la comparación que realiza entre el aumento poblacional con el aumento de demanda laboral –nunca hubo una relación directa- es la carencia científica para pretender hablar, en función de ello, del número óptimo o ideal de empleados y consecuentemente, de los excedentes. En consecuencia, la comparación de lo que llama optimo y excedente tampoco tiene relación ni sentido”, puntualizó.

Finalmente, sostuvo que el informe afirma que si los Estados provinciales no hubieran tomado empleados -en demasía, dice el estudio-, hubiésemos tenido un caos social.

“Este razonamiento sólo es entendible desde el neoliberalismo, donde no se considera las necesidades de la gente ni se centra como eje a la persona, desinteresándose por una distribución equitativa y justa de la renta”, concluyó.
 

Comentarios

Otras Noticias