Por ley, los abusos sexuales a menores serán imprescriptibles hasta que la víctima denuncie

El Senado de la Nación aprobó una nueva ley que amplía los plazos de prescripción. Antes era cuando la víctima cumplía la mayoría de edad.
viernes, 30 de octubre de 2015 00:00
viernes, 30 de octubre de 2015 00:00

La Cámara de Senadores de la Nación convirtió hoy en Ley un proyecto sobre la imprescriptibilidad de la acción penal en delitos contra la integridad sexual, cuando la víctima sea menor de edad. La iniciativa fue modificada por Diputados y la Cámara Alta aceptó esos cambios sin debate y por unanimidad.

Entre otras cosas, se incluyó también el delito de trata de personas.

La prescripción empieza a correr desde que la víctima efectúa la denuncia, lo que amplía el periodo para que el autor del hecho sea juzgado.

Esta norma modifica la "Ley Piazza”, por la cual el delito comenzaba a prescribir a partir de que la víctima cumplía 18 años. En 2011 fue aprobada, y muy celebrada, la norma que lleva el nombre del diseñador porque antes de ésta, el delito comenzaba a prescribir desde que el momento que fue perpetrado.

La iniciativa aprobada el 28 de octubre último, y que amplía aún más el plazo de prescripción, fue autoría de la kirchnerista Sigrid Kunath, quien reconoció que el proyecto fue "perfeccionado por la Cámara de Diputados".

"Se incorporó el delito de trata. Y, en este tipo de delitos, la prescripción estaría suspendida mientras la víctima sea menor de edad y hasta que se haga la denuncia", aclaró. Kunath remarcó que los cambios "cumplen con los objetivos y los planteos que presentamos en los fundamentos del proyecto". 


Ley Piazza

En 2011, se ampliaron los plazos de prescripción de los delitos que afectaban la integridad sexual de los menores de edad. Con la ley aprobada ahora, los plazos se amplían aún más. 

De esta manera, si el delito fue cometido por ejemplo cuando la víctima tenía 10 años, el plazo para la prescripción recién comenzaba a computarse cuando el menor cumplía la mayoría de edad. Ahora, será desde que la víctima realice la denuncia. 

Hasta aquel momento, el plazo comenzaba a correr a partir de la medianoche de perpetrado el abuso -con lo que al llegar a la mayoría de edad muchas veces estaba prescripto el delito-, aún en los casos en que el abusador fuera el padre o tuviera a su cargo a la víctima. 

El diseñador Roberto Piazza fue abusado por su hermano mayor, Ricardo, desde los 5 hasta los 17 años. Fue él uno de los promotores de la ley que lleva su nombre. 

Comentarios