Duros cruces en el segundo debate

lunes, 21 de octubre de 2019 00:49
lunes, 21 de octubre de 2019 00:49

Tampoco esta vez hubo dudas. Alberto Fernández comenzó golpeando donde duele a Mauricio Macri: le recordó el blanqueo de millones de su hermano, bajo su gobierno. El Presidente contragolpeó con la corrupción en la obra pública y Fernández le señaló que es el hijo de Franco Macri y formó parte de sus negocios con el Estado. Macri se quejó de que hablaran de un muerto, cuando fue él quien lo vinculó a la corrupción a pocos días de la muerte de su padre. E insistió con José Espert en preguntarle a Fernández cómo no vio nada. En el tema del empleo, el Presidente volvió a sufrir fuego cruzado por las consecuencias de sus políticas y sólo pudo prometer un futuro mejor.


Así transcurrió la segunda parte de un debate donde todos se conocían las estrategias. Fernández siguió en su plan de atacar primero. Macri se mostró más decidido a ingresar en la pelea, en la que terminó incluso polemizando con Nicolás Del Caño. Espert compitió con Juan José Gómez Centurión en las propuestas más de extrema derecha. Roberto Lavagna siguió al margen y sin encontrar un lugar claro en el debate.


Tanto Del Caño como Lavagna recordaron el estallido social en Chile. El candidato del FIT se quejó del formato del debate y Gómez, de los medios: “Hablaron del uso de mi tiempo, pero no de mis propuestas”.
En el auditorio de la Facultad de Derecho de la Universidad de Buenos Aires, los candidatos presidenciales argumentaron sobre seguridad, empleo, federalismo y vivienda, cerrando uno de los últimos acontecimientos de la campaña que desembocará en las elecciones del domingo.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
66%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
33%
Indiferencia

Comentarios

Otras Noticias