Se mencionó un llamado a elecciones pero no fue reflejado en el acta

Seleg: tras una bochornosa asamblea expulsaron a tres secretarios y Rodríguez sigue al mando

La renovación sindical aseguró que la asamblea es ilegal. La secretaria general, lógicamente, dijo lo contrario.
sábado, 15 de febrero de 2020 00:24
sábado, 15 de febrero de 2020 00:24

Gritos se escuchaban por fuera de la sede de la Confederación General del Trabajo (CGT). Adentro del edificio, con la presencia de agentes policiales, se daba una serie de empujones hasta casi llegar a golpes de puño.

Este fue el marco de una bochornosa asamblea del Sindicato de Empleados Legislativos (Seleg) en la central obrera. Luego de dos horas de discusiones, el resultado fue que la actual secretaria general Inés Rodríguez continúa al mando del gremio legislativo. 

Además, se expulsó a tres secretarios que integraban la comisión directiva con Rodríguez y que luego se abrieron para conformar la “renovación sindical”. Según aseguraron afiliados presentes, si bien se mencionó que se llamará a elecciones no habría quedado plasmado en un acta.

Tras la convulsionada asamblea Rodríguez afirmó que revestía de toda legalidad. Lógicamente, la renovación sindical afirmaba lo contrario. 

En diálogo con la prensa, la secretaria general del Seleg reconoció que la asamblea “fue bastante complicada”. No obstante, remarcó que los afiliados tomaron la decisión de expulsar a Cristian Palavecino (quien hasta ayer era secretario gremial), Gustavo Bazán (secretario adjunto) y a Javier Aragón (secretario de finanzas).
“Se los ha destituido por todas las anomalías y pruebas que había en su contra, la asamblea es soberana y son los afiliados quienes decidieron”, señaló Rodríguez. 

La secretaria general estimó que, si bien dio cuenta de los estados contables del gremio, “seguramente seguirán, ya veremos en el momento cuando vengan a plantear alguna otra situación”. 

La oposición a Rodríguez afirmaba que la asamblea carecía de legalidad por cuanto no había veedores y, además, superaban en números de votos a la conducción sindical.

 “La asamblea fue pedida por un grupo de 120 afiliados, tal cual lo dice el estatuto del empleado legislativo, que con el 15 por ciento del padrón pueden solicitarlo. La solicitud la hicieron los afiliados y de acuerdo a ello se llamó a asamblea”, remarcó.

La titular del Seleg comentó que próximamente asumirán los suplentes. “Acá lo importante son los afiliados, trabajar para su beneficio, ellos son los que importan”, concluyó.

Por su parte, Gustavo Leguizamón no ocultó su indignación “porque se llegó a la confrontación de los compañeros por las irregularidades del gremio”. “Solo queríamos que se transparenten los fondos, preguntamos por qué desvió recursos para bancar campañas políticas y que nosotros sabemos muy bien a quiénes llegaron esos fondos”, expresó el exsecretario gremial. 

A la vez, sostuvo que “éramos mayoría en número pero no nos aprobó ninguna votación, pedimos que sea votación nominal, afiliado por afiliado y tampoco lo hizo porque sabía ella que somos mayoría”. En este orden de ideas, ilustró: “Al ser minoría ella trataba, por ejemplo el punto dos, preguntaba si se aprobaba, no levantaban la mano 20 personas y lo aprobaba mientras nosotros éramos 60, 70 afiliados”. “Fue un choreo, una vergüenza”, calificó Leguizamón.

También lamentó “el enfrentamiento de los compañeros”. “Fue tristísimo, por qué llegar a eso, solamente venimos a reclamar lo que es nuestro”, expresó.

En tanto, comentó que en la asamblea se peticionó “un llamado a elección de autoridades en 30 días y tampoco se aprobó”. ”La asamblea se hizo a su antojo al igual que el orden del día”, acotó. 

De esta forma, remarcó que no hubo un veedor del ministerio de Trabajo y anticipó que se recurrirá a la Justicia. “Para nosotros esta asamblea no existió nunca, no dejaron participar”, señaló para mencionar que “nos pusieron matones en la puerta y dentro de la asamblea”.

 

Denuncia penal

Por la mañana, el afiliado Richard Laborda denunció a Rodríguez en fiscalía general por el presunto delito de malversación de fondos en referencia a los del gremio y usura. “La titular del sindicato no puede disponer de esos fondos para apoyar una campaña”, dijo.

7%
Satisfacción
0%
Esperanza
76%
Bronca
7%
Tristeza
7%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

15/02/2020 | 10:21
#1
Cuando la cabeza principal pierde representatividad y el apoyo masivo de todos sus afiliados lo más sano es renunciar, llamar a elecciones generales y evitar una intervención. Evidentemente algo quieren ocultar, sino no se entiende que una mujer a meses de jubilarse de aferre con uñas y dientes y asambleas truchas a un cargo.
15/02/2020 | 09:04
#0
Por lo expuesto, debe ser grande la torta y muchos se pelean por una porción. Si estos cargos fueran ad-honorem, no habría tanta pelea.

Otras Noticias