Nueva Terminal de Ómnibus

Comenzó a ser elaborado el nuevo diseño

La localización más potable es al este de avenida Chelemín.
sábado, 02 de octubre de 2010 00:00
sábado, 02 de octubre de 2010 00:00

La Dirección de Arquitectura del Ministerio de Obras y Servicios Públicos comenzó a elaborar el diseño que tendrá la nueva Estación Terminal Internacional de Transporte de Pasajeros, que permitirá definir, entre otros aspectos, el diseño arquitectónico y la estructura de servicios propiamente dichos.
De esta manera, este ante proyecto permitirá determinar, además, una aproximación en cuanto a los costos que demandará esta nueva estructura, superficie cubierta, cantidad de locales comerciales, número de dársenas, calles peatonales, estacionamiento, como también los plazos de ejecución que demandará una obra de esta naturaleza. En forma simultánea, el Gobierno provincial, en conjunto con el municipio capitalino, efectuaron un llamado a concurso de ideas a los efectos de definir las ventajas y desventajas que tendrá la nueva localización de la Terminal y su impacto urbanístico en la trama urbana de la Capital.
La novedad fue suministrada por el arquitecto Osvaldo Moreno, coordinador de la Unidad Sectorial de Inversiones del Ministerio de Obras Públicas: “Son varias las líneas de trabajo que se ejecutan en este momento en torno a la nueva Terminal, y la elaboración de un preproyecto es una de ellas, el cual se encuentra siendo diseñado por la Dirección de Arquitectura”, explicó.
De acuerdo a lo explicado por el profesional, las variables de ubicación de la nueva estación oscilaron en casi cuarenta espacios, incluso algunos ubicados a la vera del Río del Valle, pero del lado del departamento de Valle Viejo. De este conjunto de variables quedaron tres en carpeta, con la ventaja que todas cuentan con los servicios esenciales: Prolongación de avenida Chelemín al este, en el barrio Alem; la zona aledaña al ex Hotel Sussex; y la zona frente a la Estación de Rebaje en el Barrio 9 de Julio. Sin embargo, los estudios preliminares le otorgan un amplio margen de factibilidad a la avenida Chelemín, debido a la cercanía con el casco céntrico y el paso de la avenida de circunvalación, diseñado para el tránsito pesado, la convierten en la más potable de las propuestas. Las restantes variables cuentan con las desventajas de no encontrarse cerca de las avenidas, la relocalización social de grupos familiares que demandaría, y la eventual expropiación de terrenos privados.
“Una vez que se confirme el lugar, donde la prolongación de la avenida Chelemín cuenta con ventajas, se deben analizar otras variantes, como ser la jerarquización de calles y la inserción de esa nueva estructura en la trama urbana de la ciudad”, explicó Moreno al tiempo que aseguró que recientemente se convocó a un concurso de ideas para definir el lugar específico, el cual podría ser licitado en noviembre y los resultados podrían estar en febrero próximo.
Además, explicó que el ante proyecto que se encuentra siendo diseñado en Obras Pública apunta a contemplar diferentes aspectos técnicos regulados en legislaciones establecidas a nivel nacional, más aún cuando la nueva estructura tendrá características de internacional, producto de la incorporación de servicios de transporte que unirán Catamarca con la ciudad chilena de Copiapó.

Prefactibilidad

“Una vez, que esté definido el proyecto y se confirme la localización de la estructura, se podrá tener mayores precisiones en cuanto al costo de inversión que demandará la misma, qué obras anexas se deben realizar, los espacios para futuras construcciones, gastos extras, etc. O sea que en febrero próximo estaríamos en condiciones de tener una prefactibilidad más clara y casi definitiva de lo que será la nueva Terminal de Catamarca”, explicó Moreno a El Esquiú.com.
En este sentido, el profesional consideró que el proyecto de la nueva estructura edilicia debe contemplar, además, aspectos secundarios como las superficies para el desarrollo económico, o sea la instalación de nuevos comercios, espacios para circulación vehicular y peatonal, obras anexas, etc. “Una vez definido el anteproyecto y la localización, cuando se licite la obra, la empresa que resulte adjudicataria de la misma deberá respetar todos los aspectos incorporados, incluso hasta los mínimos detalles”, sostuvo, al tiempo que consideró que “la nueva Terminal se encuentra siendo diseñada con el objetivo de uso para los próximos cincuenta años”.

La habilitación de la nueva Terminal implicaría restar en gran medida la circulación social que posee la actual estructura. En consecuencia y ante el traslado de los servicios urbanos, suburbanos, de larga distancia y la incorporación del transporte internacional en la nueva estación, se evalúa, como una opción, la posibilidad de concentrar en el actual edificio los servicios que prestan las combis que trasladan pasajeros a jurisdicciones vecinas.

Comentarios

Otras Noticias