Dos enfermeros y una médica del Eva Perón donaron sangre a una paciente

Gesto solidario de profesionales le salvaron la vida a una niña

La acción también dejó al descubierto la falta de conciencia sobre la importancia de donar sangre.
jueves, 27 de diciembre de 2012 00:00
jueves, 27 de diciembre de 2012 00:00

Un hecho que atrajo la atención de la comunidad por los altos valores profesionales y humanos que se pusieron en juego, tomó estado público ayer y sucedió en el Hospital de Niños “Eva Perón”, donde dos enfermeros y una médica donaron sangre para salvar la vida de la niña Marisol Aybar, que necesitaba con suma urgencia una transfusión de glóbulos rojos y plaquetas.
Se trata de los enfermeros Celeste Arroyo y Ramón Aybar, y la médica Clara Vega, de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos (UCIP) del nosocomio capitalino.
La jefa del área, Roxana Román, explicó en diálogo con El Esquiú.com que “la nena es una paciente que ingresó el sábado a las 16.30 con un shock séptico, y desde ese momento se le colocó asistencia respiratoria mecánica; luego se descompensó, estaba muy inestable hemodinámicamente y necesitaba transfusión de glóbulos rojos y de plaquetas”.
“Era un momento de suma urgencia, era vital para esta paciente, y ellos tuvieron la buena voluntad de donar sangre para ella”, recalcó Román en relación con la acción de sus compañeros de área.
Si bien la situación mereció el reconocimiento de la comunidad por una parte, por otra dejó al desnudo la carencia de sangre en el banco del hospital, por lo que la jefa del servicio hizo un llamado a los catamarqueños sobre la importancia de la donación del vital líquido.
“Creo que la comunidad en general debería concientizarse de lo importante que es donar sangre, estos casos suceden a menudo, a veces no tenemos sangre”, sostuvo y recordó que en otras oportunidades también donó sangre personal del nosocomio, como los médicos Julieta Álvarez Parma y Walther Marzola.

Reconocimiento

“Son profesionales que están en un servicio de área crítica, en el turno noche, y encima donaron sangre; es de destacar la acción del personal”, indicó Román e hizo extensivo su reconocimiento al personal de todo el Hospital.
La médica también recordó que este año El Esquiú.com entregó un reconocimiento a los integrantes de la Unidad de Cuidados Intensivos Pediátricos (UCIP) por “la dedicación, solidaridad y compromiso con la vida”. “Estoy muy orgullosa del personal que hoy me toca tener a cargo”, enfatizó Román.
Por su parte, la directora del Hospital de Niños, Elvira Marafini, también llamó la atención sobre la falta de donantes de sangre y señaló que “la gente ha perdido la cultura de la donación de sangre, que es muy importante”.
“El hecho de donar sangre en tiempo y forma permite que esa sangre sea estudiada y se analicen las condiciones en las que se encuentra; de esa manera uno la puede almacenar y utilizarla cuando la necesite. Y no tenemos que salir a pedir y hasta rogar que alguien venga”, sostuvo la profesional cuando fue consultada por este medio.
Marafini redundó en que “debe ser un hábito de la comunidad, porque todos podemos llegar a necesitar; acá se pide como norma dentro de los prequirúrgicos traer un dador, pero no está el hábito de traerlo; hay lugares en los que no se hace la cirugía si no traen al donante, acá son chicos y no podemos esperar, ésa es una de las causas por las que estamos desabastecidos”.

Donantes

Las autoridades del Hospital de Niños solicitan a la comunidad en general que se presente a donar sangre para los pacientes que permanecen internados y requieren transfusiones dentro de su tratamiento. Los interesados pueden hacerlo en cualquier horario, por el servicio de guardia de Hemoterapia.

Comentarios