Hasta ayer no se ejecutó la medida

Las familias usurpadoras del norte aseguran que resistirán al desalojo

Realizan guardias en grupos fuera de las viviendas para evitarlo.
sábado, 19 de enero de 2013 00:00
sábado, 19 de enero de 2013 00:00

Las cincuenta familias que usurparon las viviendas en el barrio ubicado sobre avenida Choya, y que fueran notificadas para desalojar las unidades en un tiempo de veinticuatro horas, que se cumplieron en la tarde de ayer, aguardaron fuera de las mismas la llegada del personal que realizaría el procedimiento, con el propósito de impedirlo. También buscan el apoyo de los vecinos de los barrios aledaños mediante la firma de una nota.
Luego de ser avisadas de la medida judicial que establece que las personas deben retirarse del lugar ocupado hace ya dieciocho días, y el plazo estipulado para que lo hagan por su voluntad, lo que no sucedió hasta ayer; las familias esperaban que ayer se intentara ejecutar la medida, ante lo cual las mujeres decidieron unirse y permanecer frente a las viviendas donde residen las personas notificadas oficialmente para impedir el desalojo.
En relación a la decisión que adoptaron al tomar conocimiento de la medida ordenada por la Justicia, una de las mujeres explicó que “no vamos a permitir que nos saquen de acá, hace más de seis años que estas casas fueron abandonadas y las usaban para muchas cosas malas, aparte si nos llegan a sacar van a querer hacer lo mismo que en otros casos, donde sacaban a la gente y tiraban abajo todas las construcciones que se habían hecho, lo que es una pérdida de plata”.
Luego de dieciocho días de haber ocupado las viviendas y trasladado pertenencias como cocinas, camas, mesas y hasta heladeras, las familias están decididas a quedarse en el lugar y evitar de cualquier manera ser retiradas.
Según comentaron en diálogo con El Esquiú.com, solamente cuatro de las cincuenta familias han sido avisadas de la disposición que las obliga a abandonar el lugar, una de las mujeres manifestó que “en mi caso nadie me dijo nada, tampoco me hicieron firmar ningún papel que diga que me tengo que ir, sólo a cuatro chicas, que son las que están frente a la avenida, vino la policía y les mostró una nota, a los demás nada”.
Las usurpadoras aseguraron que continuarán con las manifestaciones de reclamo en los próximos días.


Búsqueda de apoyo

En busca de sumar apoyo para que no sean retiradas del lugar, las mujeres redactaron una nota que acercarán a los vecinos de los barrios aledaños, solicitando que con su firma respalden la intención de residir en las viviendas sin finalización de obra.
Según el comentario de las usurpadoras, “los vecinos de los barrios 76 viviendas y Los Periodistas, hicieron conocer que nuestra llegada hizo que los delincuentes dejen de juntarse acá, y que los chicos no vengan a drogarse, porque este era un escondite de todo tipo de gente, por eso es que sabemos que muchos nos van apoyar firmando la nota”.

Comentarios

Otras Noticias