Tras el fuerte temporal de viento y lluvia

Quedó incomunicado el norte de Fiambalá

La intensa lluvia provocó que la ruta hacia Río Grande quede intransitable.
miércoles, 8 de enero de 2014 00:00
miércoles, 8 de enero de 2014 00:00

Durante la jornada de ayer, un fuerte temporal de lluvia y viento azotó el norte de la localidad de Fiambalá, departamento Tinogasta, dejando incomunicada la zona de Río Grande. Según el servicio meteorológico nacional, el temporal podría continuar durante todo el día de hoy.
El camino que une la zona de Tatón con la lejana localidad de Río Grande, distrito Fiambalá, quedó intransitable luego de que las fuertes lluvias precipitadas en la zona obstaculizaran la precaria ruta de acceso, en la cual, según manifestaciones de los pobladores del lugar, hace tiempo que no realizan trabajos de mantenimiento.
Luego de su construcción, este camino tuvo exiguos, casi nulos, arreglos de mantenimiento, sin haber registrado mejoras dentro del trazado ya realizado, por parte de las autoridades actuales.

Malestar

Ante esta situación, habitantes de la localidad de Tatón hicieron llegar su fuerte reclamo ante los medios de comunicación locales, por el pésimo estado de la única ruta que conduce a esa localidad. Asimismo, señalaron que la dirección de Vialidad provincial mantiene olvidada la zona, por lo que los vecinos del lugar deben atravesar la hostil área cubierta de médanos. “Pedimos que, por favor, hagan algo o sino que cambien de autoridades”, destacaba un conocido medio digital.

Antecedente

Cabe recordar que este camino es el único lugar por donde se puede ingresar en cualquier tipo de rodado; ya que, de manera contraria, deben hacerse más de 15 horas a lomo de mula, por lo que, en caso de una emergencia, los pobladores no tienen más alternativa que atravesar el lugar caminando. Esto sucedió con el caso, conocido a nivel nacional, de Avelino Vega, quien debió trasladar a su hija Nelly en sus brazos, ya que se encontraba en un estado delicado de salud y debía ser asistida por personal médico. El padre tuvo que llevar a su hija caminando por varias horas, con las inclemencias del tiempo reinante en la zona. Ante este antecedente, los pobladores de esa localidad reclaman los trabajos de mantenimiento sobre este tramo de acceso, indispensable para el desarrollo del lugar.
En tanto, el precario estado en que se encuentran las rutas en el sector Norte de Fiambalá, camino a las Termas, incluyendo las rutas asfaltadas, dejan mucho que desear, según los testimonios de los pobladores, pese a estar en pleno éxodo de verano 2014, y siendo el lugar una de las alternativas que posee la provincia por su único paisaje, que atrae a cientos de personas, como así también por su promocionada gastronomía.

Comentarios

Otras Noticias