Ubicada en la esquina de avenida Güemes y peatonal Rivadavia

Demolieron el histórico edificio donde por décadas funcionó “La Farola”

La comuna autorizó el pedido por el avanzado estado de deterioro e inminente riesgo de derrumbe.
martes, 10 de septiembre de 2019 06:00
martes, 10 de septiembre de 2019 06:00

El pasado domingo demolieron por completo la construcción donde por más de ochenta años funcionó el tradicional bar “La Farola”. La esquina céntrica que por muchos años fue la más concurrida por la variedad de oferta gastronómica y comercial, quedó ayer sin la emblemática estructura. 


El pedido de demolición, autorizado por el área de control de la municipalidad de la Capital, obedece al deterioro que tenía la antigua construcción, realizada casi en su totalidad de adobe y con serias falencias en los techos. Las condiciones de la estructura representaban un inminente peligro de derrumbe, según los informes de profesionales en la materia y de la comuna capitalina.


El edificio no pertenece a los bienes contemplados a preservar como patrimonio histórico y arquitectónico según la normativa vigente. 


En julio de 2017, el responsable del ícono de la gastronomía céntrica decidió trasladar el local a la zona de La Chacarita, donde funcionó hasta hace unos meses. En ese momento, el personal del local manifestó incertidumbre por la fuente laboral por lo que debió intervenir el gremio que representa a los trabajadores de la gastronomía.


La demolición del local generó polémica en las redes sociales por la antigüedad del comercio gastronómico, famoso por su sandwichería, al tiempo que hacían mención a la protección del patrimonio arquitectónico de la ciudad. 


Al respecto, el director de Fiscalización de Obras Públicas y Privadas de la municipalidad de la Capital, Diego Córdoba, explicó que en la memoria descriptiva se declara: “Se propone la demolición total de la propiedad por poseer un avanzado estado de deterioro y que por la antigüedad de la construcción, carece de estructura resistente antisísmica, cubierta de techo obsoleta (filtraciones, tirantes de madera putrefactos, etc.) que determina que posee un inminente riesgo de derrumbe”. 


Ante ello, se analiza la documentación y según explica el funcionario: “Se advierte que la edificación no se encuentra contemplada dentro de los bienes declarados a preservar como patrimonio histórico y/o arquitectónico (Ordenanza 2588/93 y sus anexos y Decretos ampliatorios). Por ello se autorizó la demolición, observando que la propuesta de fachada respeta la armonía del conjunto de la cuadra peatonal, altura y proporciones, área protegida mediante Ordenanza de Preservación (Peatonal Rivadavia, Entorno Plaza 25 de Agosto y Palacio Municipal)”.

43%
Satisfacción
0%
Esperanza
31%
Bronca
18%
Tristeza
0%
Incertidumbre
6%
Indiferencia

Comentarios

11/09/2019 | 07:35
#3
Espero que hagan algo bonito en ese lugar y sigan respetando los edificios historicos patrimoniales de nuestra ciudad...
10/09/2019 | 16:05
#2
El hecho que no haya tenido ningún elemento particular NO lo hace apto para su destrucción, entre las características de como se trasmite el patrimonio cultural, está el patrimonio cultural inmaterial, que se transmite de generación en generación, recreando en las comunidades y grupos en función de su entorno, su interacción con la naturaleza y su historia, infundiéndoles un sentimiento de identidad y continuidad , REPUDIO TOTALMENTE la destrucción y FALTA de MANTENIMIENTO del patrimonio arquitectónico de nuestra Provincia. No perdamos nuestra identidad.
10/09/2019 | 10:22
#1
.....
10/09/2019 | 08:57
#0
En realidad, ese edificio no tenía nada de particular. Una arquitectura común a muchos de los que aun siguen en pié. Pilastras con molduras y carnizas, propias del estilo italianizante, que vistió a cientos de edificios y casonas en Ctamarca. Que a muchos los haya enamorado las hamburguesas de la Casona, es otra cosa, pero como patrimonio arquitectónico, no aportaba nada

Otras Noticias