In Memorian

Oscar Mauricio “Alazana” Brizuela

domingo, 29 de noviembre de 2020 10:28
domingo, 29 de noviembre de 2020 10:28

Llegando a los 80 años, el pasado jueves, se fue de este mundo Oscar “Alazana” Brizuela, por largos años zaguero central de San Lorenzo de Alem, el equipo del barrio que fue su cuna futbolística: Los Ejidos. Siguió el camino de su hermano, Carlos “Grasa” Brizuela, quien fuera baluarte de Coronel Daza y dejara este mundo en enero de este mismo año.

“Alazana”, de profesión ayudante de panadería, jugó por espacio de dos décadas en San Lorenzo y lo hizo a la par de valores como Villafáñez, el “Tano” Moya, “Chalita” Soria, “Pan y Agua” Barros, Alberto Bracamonte, “Negro” Pacheco, “Bombón” Reynoso (hermano de “Pucho”), “Molena” Villafáñez, “Apiyina” Córdoba, “Tatita” Ponce, “Mono” Vega, Roberto Burgos, “Lito” Gaitán, “Bambino” Frias, “Michelín” Ferreyra, “Gringo” Medina, Alberto “Lechuza” Córdoba, “Jabalí” González, “Zorro” Heredia, “Pelusa” y “Coquito” Córdoba o el más grande jugador que dio Los Ejidos y triunfó fuera de la provincia: Víctor Hugo “El Turco” Zafe.

Querido por todos los hinchas, “Alazana” destacó por su extraordinaria fortaleza física que, en algunos momentos, lo convertía en jugador temible para los delanteros rivales, a los que enfrentaba con garra y corazón. Fuera de la cancha volvía a ser el hombre tranquilo, correcto y trabajador de toda la vida.

Por cierto, El Esquiú saluda a sus seres queridos y eleva oraciones al Altísimo por su descanso eterno.

EPÍGRAFE

Oscar “Alazana” Brizuela (primero desde la izquierda) junto a “Chalita” Soria (f), Marcelo Coll (expresidente de San Lorenzo), “Beto” Salas y “Tatita” Ponce.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
100%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios