Hay más de un centenar en el Valle Central

Barberías y peluquerías, otro sector afectado por el COVID-19

El cierre de locales impide el ingreso diario con el que la mayoría solventa los gastos.
miércoles, 8 de abril de 2020 00:48
miércoles, 8 de abril de 2020 00:48

Las barberías y peluquerías son otro rubro que se siente afectado por el parate de las actividades que se establecen en el marco de la emergencia sanitaria. La actividad es efectuada de manera directa con los clientes y que requiere una serie de medidas de higiene estrictas. 


Los barberos y peluqueros coinciden en que viven del ingreso diario de los locales, que en el último tiempo han tenido buena recepción de los clientes, la suspensión de las actividades genera que muchos de ellos no tengan certeza en la manera en que afrontarán el pago de servicios de locales y viviendas. 


En el Valle Central se estima que hay más de un centenar de barberías, cuyos propietarios atraviesan la misma situación.
En diálogo con el Esquiú.com, Mario Reynoso Rivera, trabajador del sector, comentó cómo sobrellevan la situación que generó el cierre de locales desde hace casi veinte días. “Económicamente nos destruye en un cien por ciento, tenemos que seguir pagando todos los impuestos, hay que tener el dinero todos los días en la casa para dar de comer a la familia y no hay ingreso. A mi negocio, en un mes o dos, lo puedo perder, porque hay gente que se puede aguantar el alquiler y gente que no, uno ya comienza a deber. Lo más triste es que es algo que no sabemos hasta cuándo va a ser, si tuviésemos una fecha... Se puede contemplar y decir ‘es hasta esa fecha y de ahí largamos’, pero obviamente no vamos a compensar nunca lo que ya perdimos, que ya es casi un mes” (sic).


En relación con la manera en que afecta la imposibilidad de trabajar por las medidas sanitarias, Mario explicó: “Nuestro sector vive del ingreso diario, tenemos familias, tenemos que seguir dando el alimento, pagando impuestos de la casa y del negocio. Es doble lo que uno debe afrontar sin el ingreso, tenemos la cabeza a mil, buscando la manera de ingeniarla y no hay. En el caso de nuestro trabajo, es diferente a otros, no hay manera de ofrecer el servicio de manera que no sea personalizada con el cliente. En mi caso enseño peluquería y es otro ingreso que está parado porque no se puede reunir gente, podemos dar de alguna manera clase, pero tiene un límite”.


En relación con la cantidad de trabajadores del rubro barbería, Reynoso Rivera comentó: “Tenemos un grupo en el que somos alrededor de 70 y estamos todos en la misma. De ahí hay que sumar el resto, debe haber más de cien barberías. Las peluquerías están afectadas de la misma forma. Entendemos que todo esto es por la salud de todos, que es algo que se debe respetar y lo estamos haciendo, pero económicamente nos afecta y mucho. En un día normal el promedio de personas que atendía era de entre nueve y diez, depende de la demanda. El rubro de la barbería venía muy bien, ya va hacer cuatro años que estamos con esto, nos estamos transformando constantemente, muchos dicen que es una moda, pero a mi modo de ver no se va a ir. Hay colegas que la están pasando mal, no tienen familia acá que los ayude y no tienen anda de ingresos;  nos juntamos y le dimos mercadería porque realmente necesitan”.

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
50%
Tristeza
50%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

8/4/2020 | 10:06
#0
Suena raro que este grupo no esté formando parte de la Cámara de Peluqueros. Sería bueno que si el gobierno da alguna ayuda lo haga a través de la Cámara.
8/4/2020 | 10:05
#-1
Suena raro que este grupo no esté formando parte de la Cámara de Peluqueros. Sería bueno que si el gobierno da alguna ayuda lo haga a través de la Cámara.

Otras Noticias