Buscan frenar la medida del propietario de los terrenos, pero todavía no obtuvieron una respuesta favorable

Otras dos familias serían desalojadas de forma inminente de barrio Alem

Está previsto que, en total, sean tres las familias retiradas de sus domicilios, ubicados en calle Avellaneda y Tula.
lunes, 3 de agosto de 2020 03:00
lunes, 3 de agosto de 2020 03:00

Otras dos familias podrían ser desalojadas de forma inminente en el barrio Alem, de la ciudad Capital. Se trata de personas que habitan en viviendas ubicadas en la calle Avellaneda y Tula, de donde el pasado viernes echaron a una familia tras 40 años de residencia en la zona.


La familia Farías sería la siguiente en sufrir el desalojo. De acuerdo a lo que pudo conocer El Esquiú.com, el grupo está compuesto por tres personas, incluida una niña, y habitan la vivienda desde hace 30 años.


Ana Farías Sosa, hija de uno de los residentes, comentó a este diario que “es inminente el desalojo” y resaltó: “Estamos esperando que nos den un tiempo más”. Sin embargo, mencionó que “a partir de mañana (por hoy) se cumplen las 72 horas”.
También expresó su preocupación en caso de que se concrete el desalojo porque “lamentablemente no tenemos en vista nada”.
“No tenemos nada. Mi papá trabaja a la noche barriendo calles y mi hermano es albañil, no viven de otra cosa”, agregó Farías Sosa.


Además, resaltó que el abogado que representa a su familia, Rolando Crook, intentó comunicarse con la apoderada del propietario de los terrenos -de apellido Frías- para solicitar un prórroga, pero ella “no quiere atender”.
Ayer por la noche, la familia Farías se aprestaba a reunirse con Crook para buscar la manera de evitar el desalojo del domicilio en cuestión.

  La tercera familia, en los próximos días

Según pudo conocer este medio, en los días venideros una familia de apellido Solohaga también debería desocupar la vivienda que habita en ese mismo sector del barrio.


De esta manera, sumarían tres los grupos familiares en ser desplazados de sus hogares.
Cabe recordar que el primer desalojo se concretó el pasado viernes, cuando Nelly Ester Martínez y sus seres queridos debieron retirarse del lugar. Luego lograron alquilar un domicilio. Vale mencionar que la vivienda en que vivía Martínez comenzó a ser demolida la mañana del sábado. En este sentido, es necesario remarcar que el desalojo fue ordenado la jueza de Primera Instancia en lo Civil de 4ta Nominación, Silvia Mónica Millán.

37%
Satisfacción
2%
Esperanza
42%
Bronca
17%
Tristeza
0%
Incertidumbre
0%
Indiferencia

Comentarios

3/8/2020 | 15:33
#1
como habla estupideces este flaco..yo conozco a la familia solohaga ,que vive en ese lugar hace mas de 30 años.no son ningunos usurpadores,son buenas ´personas,laburantes. los cagaron,bien,. asi que cerra la boca antes de decir estupideces.estoy cansado de gente hipócrita,que opina sin saber,sin conocer.es hora de que el pueblo se levante.basta de dormir.si se mueven los de abajo,caen los de arriba.el pueblo unido jamas sera vencido..entiendan esto de una vez,
3/8/2020 | 06:40
#0
Es una muy buena señal que el estado en su poder judicial comience a hacer justicia y desalojar a usurpadores. La usurpación es la madre de los delitos. Donde hay una cas o un terreno usurpado es muy probable que haya un traficante o un ratero que va a azolar la zona.-

Otras Noticias