Los "hijos" de WikiLeaks

martes, 14 de diciembre de 2010 00:00
martes, 14 de diciembre de 2010 00:00

La aparición de WikiLeaks con sus filtraciones inició un modelo de información que ahora parece extenderse a varios rincones de la red.

En los próximos meses se espera la aparición de OpenLeaks, un sitio de filtraciones encabezado por Daniel Domscheit-Berg, quien hasta hace unas semanas era uno de los miembros de alto perfil del sitio fundado por Julian Assange.

Domscheit-Berg se alejó de WikiLeaks, entre otras cosas, por considerar que el sitio se concentraba únicamente en filtrar información de Estados Unidos.

Pero la estrategia de OpenLeaks será diferente. En lugar de ser protagonista, el nuevo sitio funcionará como mediador entre quienes deseen filtrar documentos y los medios de comunicación que quieran publicarlos.

"Sentimos que WikiLeaks estaba tomando una dirección equivocada", le dijo a la BBC Domscheit-Berg.

"Concentración de poder"

"Hay mucha concentración de poder en una sola organización. Mucha responsabilidad. Muchos cuellos de botella. Mucha falta de recursos", advirtió el impulsor de OpenLeaks.

Domscheit-Berg añadió que su equipo de trabajo no quiere tener la responsabilidad de decidir qué es relevante y qué no. Ellos sólo pondrán la información a disposición de otros como medios de comunicación y ONGs, que tendrán que verificar la autenticidad y publicar los documentos.


Daniel Domscheit-Berg salió de WikiLeaks para fundar OpenLeaks. (Foto: Creative Commons)
El sitio permitirá a los informantes decidir a quién quieren darle la información. Si después de un tiempo una empresa u organización no publica los datos filtrados, estos serán puestos a disposición de otros "socios" del proyecto.

Inicialmente, el equipo sólo trabajará con un puñado de organizaciones, con el objetivo de crecer paulatinamente.

"Con cada nueva entidad se añadirán más nodos a la red, lo que la hará más completa y permitirá que sus miembros se protejan entre sí", dijo su fundador.

"Uno de los problemas de WikiLeaks es que se ha convertido en un proyecto de autopromoción del sitio y de las personas involucradas en él, lo que distrae la atención del contenido de los documentos", afirmó Domscheit-Berg.

Competencia
Pero OpenLeaks enfrentará competencia y no sólo por parte del sitio de Assange.

Entre sus rivales se encuentra Brussels Leaks, un sitio formado por ex funcionarios de la Unión Europea y periodistas, que invita a la gente a filtrar documentos de la organización.

Como OpenLeaks, ellos no publicarán la información, sino que la ofrecerán a terceros.


Brussels Leaks es otro de los sitios de filtraciones inspirados en WikiLeaks.
Otro proyecto es BalkanLeaks.eu, un sitio búlgaro ubicado en servidores canadienses que intenta enfocarse en el crimen organizado y la corrupción en los Balcanes.

"Hay mucha gente que quiere cambiar la región para bien y estamos listos para el desafío. Estamos dispuestos a echarles una mano", dice la organización en su página.

En Asia, varios proyectos también están abrazando la cultura de las filtraciones.

Uno es IndoLeaks.org, sitio registrado en Estados Unidos, pero destinado a revelar información sobre la política en Indonesia.

La página ha publicado material que incluye conversaciones entre el ex gobernante Suharto y el ex presidente de EE.UU. Gerald Ford.

También en China, un grupo de disidentes planea lanzar un sitio dedicado a exponer secretos del gobierno de dicho país.

El proyecto podría nacer en junio de 2011 y se llamaría "Government Leaks" ("Filtraciones del gobierno").

Dudas

Ante la aparición de tantos "hijos" de WikiLeaks, surgen dudas de cómo lograrán los medios de comunicación y los internautas verificar la autenticidad de la información que podría filtrarse a caudales.

Otra interrogante es cómo lograrán dichas paginas proteger a sus informantes.

Lo que parece claro es que la cultura de las filtraciones llegó para quedarse y que la tecnología está ayudando a que aun la información más escondida se vuelva pública.
 

Comentarios

Otras Noticias