Tras ocho meses

Boca ya palpita el regreso de Riquelme

Román volverá a ponerse la camiseta de Boca frente a Unión.
sábado, 2 de marzo de 2013 00:00
sábado, 2 de marzo de 2013 00:00

Mañana, cuando vuelva a ponerse la camiseta de Boca, habrán pasado 5957 días desde su primer debut , el 10 de noviembre de 1996 y bajo la dirección técnica de Carlos Bilardo. Los xeneizes andaban a los tumbos y el Doctor había apostado a un recambio juvenil para lo que sería su última etapa al frente del equipo. Lo cierto es que aquella tarde soleada la Bombonera se rompió las manos para aplaudir a Juan Román Riquelme, de menor estatura y mucho más flaco que ahora. El destino quiso que hoy su re-debut sea nuevamente ante Unión. Es que habrá que tomarlo así, teniendo en cuenta que el 10 estaba retirado luego del portazo que dio hace ocho meses tras la final de la Libertadores 2012 ante Corinthians.

Bianchi ayer no confirmó el equipo. Hablará hoy por la mañana con Riquelme y el DT espera que le confirme que está bien para ponerlo de titular mañana en la Bombonera, por la 4a fecha del torneo Final. El enganche ayer jugó 40 minutos, rindió bien con pisadas y asistencias para Santiago Silva y terminó sin molestias musculares ni dolores.

Serán 5957 días con respecto al debut, pero 242 si se toma como referencia la fecha de su último partido en Brasil. "Carlos, lo veo sufrir. Yo sé que le dije que no, pero si usted y los dirigentes quieren, estoy dispuesto a darles una mano. Si es que tenemos que sufrir, suframos juntos", fue la frase de Román al Virrey luego de que Boca perdiera con River en Córdoba. Atrás habían quedado el duelo de egos con los dirigentes y las exigencias para retocar el contrato vigente. A partir de allí se activó su regreso, aunque debió hacer una pretemporada especial. Bianchi manejó sin apuro la situación y dejó en claro desde el principio que no iba a quemar etapas: "Voy a poner a Román cuando tenga más posibilidades de jugar bien que mal". Pasaron los partidos ante Quilmes, Tigre y All Boys, más los de Toluca y Barcelona, y ahora está todo dado para que regrese mañana, con la cabeza más puesta en el partido del jueves próximo con Nacional, en la Bombonera, por la Libertadores, el máximo desafío xeneize.

Hace algo más de 16 años, Boca le ganaba 2-0 a Unión en una especie de 3-4-3 con Navarro Montoya; Vivas, Cáceres y Fabbri; Toresani, Cagna, Riquelme y Pompei; Latorre, Guerra y Rambert. Román jugó libre y asistió a Cáceres en el segundo tanto (el primero lo marcó Hugo Guerra). "No tengo un modelo de jugador. A mí me gustaban mucho José Luis Villarreal y Juan Verón, en su última etapa en Boca", opinaba en esos días. En la Ribera lo comparaban con Marcelo Trobbiani y, por entonces, integraba el seleccionado Sub 18 dirigido por José Pekerman. Hugo Tocalli, su ayudante de campo, lo elogió luego de verlo debutar en la Bombonera: "Es un gran jugador y es sencillo para resolver. Es un Toninho Cerezo..."

Hoy, con el paso del tiempo, la ecuación se modificó: dio once vueltas olímpicas y son muchos los jóvenes que lo tienen como ídolo futbolístico a él (entre ellos Paredes). Y eso, en definitiva, le da una responsabilidad extra: "A los 34 años quiero ver si puedo ser capaz de ganar otro título con Boca". Todo un desafío.

5957 días habrán pasado mañana del debut de Riquelme en Boca, ante Unión, el 10/11/1996.

Comentarios