Preocupación

Realidad argentina

miércoles, 25 de agosto de 2010 00:00
miércoles, 25 de agosto de 2010 00:00

La obesidad es la enfermedad nutricional más frecuente en niños y adolescentes en los países desarrollados. Estudios recientes demuestran que entre el 5% y 10% de los niños en edad escolar son obesos, y en los adolescentes la proporción aumenta hasta situarse en cifras del 10-20%. Similar incidencia ha sido encontrada en nuestro país. Además, la frecuencia tiende a aumentar en los países desarrollados, constituyendo la obesidad un problema sanitario de primer orden, al ser un factor común de riesgo para diversas patologías como son la diabetes, la enfermedad cardiovascular, y la hipertensión arterial.
Su tratamiento es difícil y muchas veces refractario. A pesar de las dificultades en el tratamiento de la obesidad, es necesario insistir en él, debido a las consecuencias tan negativas que tiene tanto en la salud médica como psicológica del niño y del adolescente.

Prevención

Por lo tanto, se considera necesario que se actúe cuanto antes y estar convencidos de que el niño obeso pierda el exceso de grasa y aprenda qué es una alimentación y estilo de vida saludables.
En este sentido, es esencial trabajar en la prevención de la obesidad, concientizando a los pediatras, enfermeras, educadores y padres sobre la importancia de la educación nutricional de los niños desde las edades más tempranas.
 

Comentarios