El Secretario

jueves, 16 de septiembre de 2021 01:22
jueves, 16 de septiembre de 2021 01:22

Más que desafortunadas resultaron las declaraciones del dirigente Alfredo Marchioli, quien en una extraña lectura de los resultados de las PASO, ofreció como conclusión que Daniel Ríos no logró imponerse en las internas de la oposición por su color de piel. Una mirada casi agresiva que representa una posición intolerable y ofensiva, no ya hacia el propio Ríos sino al electorado catamarqueño y a los miles de comprovincianos que orgullosamente llevan los rasgos que Dios les dio. Tratar de establecer una especie de supremacía de clases a partir de características físicas es impropio de cualquier ser humano que comprenda los más elementales conceptos de igualdad, dignidad y respeto. Posiblemente lo de Marchioli no haya sido más que un simple exabrupto, pero la sola mención o sugerencia de estos razonamientos que naturalizan la discriminación, no puede ser pasada por alto.
*****


Ganar o perder una elección no representa nada en relación con la calidad de una persona y ni siquiera responde necesariamente a su capacidad política, de conducción o de administración. Grandes hombres y mujeres han perdido elecciones, como también grandes malandras han ganado en más de una ocasión y lo mismo a la inversa. Son muchos los factores que inciden para volcar las preferencias de la ciudadanía en un momento específico y determinado. Ríos tiene una importantísima trayectoria pública y un amplio itinerario en el ámbito de la democracia, donde –como a la mayoría- también le tocó ganar y perder. Son circunstancias que pasan a un segundo plano y por encima de las cuales se debe valorar la participación, la competencia limpia y las propuestas. Después, el soberano decide, pero los resultados no deben conducir a ninguna descalificación. Era necesario dejar en claro estos puntos, porque la única alternativa sana en este extremo es considerar que Marchioli simplemente se equivocó. Si sus dichos reflejaran, aunque más no fuera lejanamente, una realidad, deberíamos directamente replantearnos qué nos sucede como sociedad, porque significaría que al cabo de 21 siglos no aprendimos absolutamente nada.

El Esquiú.com
 

0%
Satisfacción
0%
Esperanza
0%
Bronca
0%
Tristeza
0%
Incertidumbre
100%
Indiferencia

Comentarios

16/9/2021 | 11:49
#1
No se de que se admira si el origen de ellos es Recco, un pueblo que HOY TIENE 1200 habitantes, casi menos que La Merced en Paclin. Los genoveses son así: Quizá no hay país con más tópicos acumulados que Italia. Podrían empaquetarlos y venderlos como souvenirs, y no sería raro que cualquier día consigan hacerlo, pues son grandes inventores y comerciantes, dos de los muchos estereotipos ciertos sobre ellos. los propios italianos tienen sus estereotipos internos: los genoveses son tacaños; Marchioli Alfredo, el Conde...criticó la piel de Telchi. Podría haber criticado a Jalil que es más aceitunado de piel por su origen libanés. Ese tipo de comentarios es DE CUARTA. Telchi perdió porque en la CAPITAL NO SE PREOCUPARON EN REPARTIR LOS VOTOS. Y en el 2023 ya verán que el Intendente de Belén será el contendor de quien se ponga adelante.
16/9/2021 | 08:32
#0
No fue un exabrupto, Marchioli es así, piensa así. Sin hacer una mirada retrospectiva de la composición de la lista que integró el propio empresario, en sus declaraciones (el sentido, origen, la profundidad, no la referencia propiamente dicha al color de piel) se explica por qué perdió la propuesta que encabezaba Ríos.

Otras Noticias