CARTA AL DIRECTOR

En respuesta a un artículo de opinión...

miércoles, 2 de junio de 2021 01:48
miércoles, 2 de junio de 2021 01:48

En respuesta a un Artículo de opinión de Diario Ancasti. Este domingo 30 de mayo me sorprendí negativamente al leer un artículo de opinión “El Malbrán y la retaguardia Privada”.


Entiendo que la opinión vertida pertenece a algún periodista del diario, e interpreto como tal que es una opinión. Sin embargo, es un periodista y no una persona desconocida por el periódico.


En respuesta a lo escrito en el artículo, creo que es importante hacer conocer el trabajo de los nosocomios privados en época de pandemia Covid-19, centrado especialmente al que yo pertenezco.


Hace 22 años que vivo en Catamarca y siempre trabaje en “Parte Privada” y no lo considero un comercio, sino un servicio público a nuestros pacientes de salud privado, al cual cuidamos y tratamos de dar el mejor servicio en atención e infraestructura, con nuestras virtudes y defectos.


Nuestro equipo de trabajo en enero del 2020 empezó a preocuparse por el avance de esta epidemia nacida en China y comenzamos a reforzar nuestros equipos de protección personal. Para febrero del mismo año, antes de que fuera obligatorio, decidimos el uso obligatorio de barbijo de nuestro personal, conformamos un Comité Interno con médicos especialistas, enfermería y la Institución. Decidimos protocolos, cambios estructurales, cambios de forma de trabajo y cumplimos con cada reunión y las indicaciones propuestas por el Ministerio.


Se invirtió en tecnología, de acuerdo con lo que fue recomendado por los lineamientos nacionales e internacionales, incorporamos máquinas de alto flujo, cascos Elmet, se incrementó el número de respiradores. Se aumentó la provisión de equipos de protección personal, líquidos de desinfección, equipos para pulverización, medicación específica, se contrató personal para triage, se capacitó al personal para la nueva normalidad… Etc., etc... Y por si tiene alguna duda, aclaro, todo lo que se adquiere se hace desde el Instituto, no recibiendo nada desde el Estado.


También es importante informarle al Sr./a periodista que desde marzo del año pasado cada paciente con fiebre que ingresa al sanatorio es sospechoso de Covid-19 y por lo tanto ingresa por zona diferencial, se interna en sectores diferenciados con personal diferenciado. ¿Será que él o algún conocido o algún familiar ha tenido la suerte de no necesitar atención médica y no ingresar a ningún centro privado y ver los cambios ocurridos? Que a partir de que comenzó a hacerse más frecuente la presencia de pacientes positivos, se han diagnosticado en la Institución, se los ha contenido, y se ha articulado el traslado con el Hospital Malbrán y Hospital San Juan, según lo dispuesto por el Ministerio.


¿Pensará el Sr./a periodista que vivimos en algún otro planeta donde no hay Covid-19 y que nunca hemos visto un paciente positivo o sospechoso hasta este momento y que recién hace una semana nos enteramos que vivimos en un mundo en pandemia y empezamos a trabajar?


¡Eso es un gran error! Institución, médicos, enfermería, limpieza, secretarias, administrativos, camilleros, lavadero, cocineros, etc., estamos al pie del cañón desde el primer día.


Como todos, el año pasado tampoco pudimos atender con normalidad, tampoco se facturó con normalidad, como dice el periodista. También le recuerdo: las obras sociales no pagan mes a mes sino con meses de demora. Ah, sí, las patologías no desaparecieron y mucha gente se complicó, pero eso no significa que gracias a eso facturamos más, sino que muchos pacientes estuvieron más críticos o descompensados.


No entiendo qué quiere inferir en su artículo con la frase “En el contexto de la estampida, además, todo el personal de salud, público o privado, fue vacunado con las dos dosis”. Será que por no estar en el Malbrán o en la parte Pública no se debían vacunar los privados. Me parece que nunca entendió que cualquier persona pueda tener Covid-19, no importa el médico de qué sector ve a un paciente, ni en dónde, ni con qué patología: siempre es un riesgo. Para su información, sí estuvimos y sí estamos “en el remo desde el principio” y sin protección cuando no había vacunas.


Nuestra Institución no es un batallón de reserva, es parte de un equipo de trabajo, que trabajó según lo solicitado por el Ministerio de Salud, colaborando con cada paso solicitado. Si en este momento le damos holgura al sistema, es lo planeado, pero no es correcta su mirada de corrosión económica mínima: nos preparamos para este momento, y como no sabíamos cuándo iba ocurrir, hace mucho que lo hicimos, y hace mucho que trabajamos con pacientes Sospechosos Covid-19, Covid Positivos hasta su traslado, No Covid, al que hay que cuidar, y también en el último tiempo Pos Covid para su recuperación y Covid positivos internados.


La verdad, no pensé que después del esfuerzo, la exposición, el miedo y la cercanía con la muerte que el equipo de salud y sus familias debe sobrellevar, tendría que leer tanto egoísmo. Estoy perpleja por la falta empatía del Sr./a periodista con los médicos y las Instituciones de Salud Privada. Y además faltaba algo: “Y vacunados”. Casi una herejía para los tiempos que corren.

Cardióloga Scarpari, Beatriz.
Socia Gerenta del ICI SRL.

41%
Satisfacción
0%
Esperanza
8%
Bronca
16%
Tristeza
0%
Incertidumbre
33%
Indiferencia

Comentarios

2/6/2021 | 08:57
#1
En Catamarca, como la mayoría vive directa o indirectamente del Estado, es costumbre criticar a la parte privada generalmente en base a prejuicios o casos particulares (a mí me pasó. Luego le pasó y pasará a todos). Es gente que no tiene idea lo que es cumplir un horario, no vivir de licencia, no hacer las cosas así nomás. El razonamiento llega a niveles tan border como decir no trabajo en la parte privada, porque te despiden. En cambio en el Estado sos eterno. El privado se las tiene que rebuscar para sobrevivir frente a un Estado que todo lo absorve. Tener el 70% de la población activa viviendo del Estado no es como para salir a sacar chapa, porque la riqueza la genera el sector privado. Los experimentos pseudomarxistas como Venezuela, Cuba, Corea del Norte viven en la indigencia. ¿Pero qué vamos a convencer a quien se posicionó desde otro lado?
2/6/2021 | 08:02
#0
COMPARTO PLENAMENTE LO EXPUESTO POR LA DRA SCARPARI. MUCHOS HABLAN PERO ESTAN COMODAMENTE CUMPLIENDO LA CUARENTENA EN SU CASA , LEJOS DE ESTE VIRUS ASESINO.

Otras Noticias